Ceranda Digital

Zapatero, comparecencias y el inicio del proceso de paz

01.07.06 | 13:04. Archivado en Politica, Democracia de Calidad

Felipe Martinez Cañibano
Tal y como se comprometió el Presidente del Gobierno, Jose Luis Rodriguez Zapatero el jueves 29 compareció en el Congreso de los Diputados, pero no en el Hemiciclo con los parlamentarios reunidos, sino para ofrecer una comparecencia pública, comunicando su intención de iniciar el proceso de paz con ETA.

A varios aspectos de la comparecencia me voy a referir:

Para empezar el hecho de no utilizar, tal y como se comprometió, la tribuna del Congreso de los Diputados para dar cuenta del mismo.

Pensar que la actitud del principal partido de la oposición (PP) iba a experimentar variación alguna respecto de sus comportamientos, por otro lado habituales, desde el comienzo de la legislatura no tiene más explicación - al menos conocida- que el habitual opimismo del que hace gala Rodriguez Zapatero, junto a algunos "tics" impropios de un Presidente del Gobierno (declaraciones en la fiesta de la rosa del PSE-PSOE).

Por el contrario, contando con un consenso mayoritario en la Cámara Baja, un amplio apoyo social reflejado en las encuestas y el apoyo de una parte nada desdeñable de vitimas del terrorismo y asociaciones que los acogen (no todas estuvieron en la última concentración-manifestación en Madrid) hacian merecedor de dicha presencia, que no puede, ni debe de sustituir por su relación con los medios de comunicación.

A estos últimos se refirió en los siguientes términos:"Quiero desde aquí pedir para esa tarea la colaboración de todos los medios de comunicación". Magro empeño a la vista de las reacciones que ha suscitado, acordes con las posiciones que tradicionalmente suelen sustentar, veámos:

El Pais

Zapatero anunció ayer por fin su intención de iniciar inmediatamente el diálogo con ETA, "sin pagar ningún precio político", tres meses después de que la banda terrorista anunciara un alto el fuego permanente. Si hay que hacer algún reproche a la declaración institucional ante la prensa en una de las salas del Congreso es que el presidente del Gobierno eludió realizarla ante los diputados, esgrimiendo que no era conveniente agrandar la brecha con el Partido Popular...

El Periódico

La paz es el camino. Zapatero anuncia que abre el diálogo con ETA. El presidente asegura que los contactos no abordarán cuestiones políticas. Rajoy no apoyará el proceso mientras el PSE mantenga su idea de hablar con Batasuna. Rajoy sólo avalará el diálogo con ETA si comporta su disolución. Los partidos vascos y catalanes apoyan el proceso sin reservas. Batasuna celebra que se respete la voluntad vasca

O medios con opinión contraria y beligerante con el Gobierno Zapatero

El Mundo

Zapatero une el diálogo con ETA a la promesa de respetar la decisión de los v ascos. Satisfacción en Batasuna, PNV y el gobierno vasco y consternación en el PP. La AVT acusa al presidente de matar la memoria y legitimar los asesinatos

La Razón

Zapatero promete acatar lo que decidan los ciudadanos vascos. Batasuna aplaude el gran calado político del discurso del presidente. Una declaración que suscita muchas dudas. Rajoy formaliza su desvinculación del proceso. HB aplaude a ZP y la AVT le acusa de traicionar a los muertos. Historia de un compromiso que nadie exigió al presidente. Al gobierno le preocupa que HB no entienda la independencia judicial

En fin, los ciudadanos pedimos al Presidente del Gobierno serenidad para un proceso que, acertadamente, el describió como largo y difícil y el diálogo en sede parlamentaria con los representantes de la sociedad española.

Exactamente en los términos de la declaración que se reproduce más abajo.

Texto Integro Comparecencia Congreso de los Diputados

Congreso de los Diputados, jueves, 29 de junio de 2006

Buenas tardes.

ETA declaró el 23 de marzo pasado, por primera vez, un alto el fuego permanente; por primera vez después de tres años sin atentados mortales y por primera vez en situaciones de este tipo habiendo desaparecido prácticamente la totalidad de sus acciones.

En distintos momentos del período democrático hemos tenido expectativas de poder alcanzar el fin de la violencia. Los Gobiernos sucesivos, tanto el de Felipe González como el de José María Aznar, intentaron alcanzar la paz. No fue posible. Lo intentaron de buena fe y desde aquí mi reconocimiento a esos esfuerzos que en su día hicieron.

Lo singular de la situación no es tanto lo que ETA ha dejado de hacer, sino lo que los demócratas hemos hecho durante todos estos años, defendiendo los valores democráticos, defendiendo los valores constitucionales, y de manera muy singular todos los ciudadanos de nuestro país.

El objetivo de todos los Gobiernos ha sido la erradicación de la violencia en el País Vasco y en el resto de España. Para ello ha habido distintos procesos de diálogo y de acuerdos entre fuerzas políticas destinadas a fortalecer el Estado de Derecho. Quiero desde aquí hacer un reconocimiento a todos los servidores del Estado de Derecho en su tarea, en la que han realizado y en la que realizan en estos momentos.

En estos largos años todos los Gobiernos han intentado alcanzar la paz desde un compromiso amplio de convivencia, manteniendo un principio esencial, la democracia no va a pagar ningún precio político por alcanzar la paz, y defendiendo que el proceso de pacificación y normalización del País Vasco es una tarea de todas las fuerzas políticas. Así se ha recogido en distintas Resoluciones institucionales.

Precisamente al amparo de la Resolución adoptada por el Congreso de los Diputados en mayo de 2005, quiero anunciarles que el Gobierno va a iniciar un diálogo con ETA, manteniendo el principio irrenunciable de que las cuestiones políticas sólo se resuelven con los representantes legítimos de la voluntad popular. Así lo ha anunciado el Ministro del Interior a todas las fuerzas políticas con representación parlamentaria esta mañana.

Quiero agradecer la actitud de todas las fuerzas políticas y quiero subrayar que la forma de realizar este anuncio a la opinión pública es responsabilidad exclusiva del Gobierno.

He reiterado en más de una ocasión que el proceso va a ser largo, duro y difícil. Lo abordaremos con decisión y con prudencia, con unidad y con lealtad, y siempre, siempre, respetando la memoria de las víctimas.

Quiero también establecer principios básicos sobre el futuro de Euskadi y para ello quiero hacer una apelación a los ciudadanos, a las formaciones políticas y a la sociedad vasca en general.

Los ciudadanos de Euskadi disfrutan del mayor autogobierno que han tenido nunca en su historia, con el Estatuto de Gernika elaborado al amparo de la Constitución de 1978. Decidieron los ciudadanos vascos libremente su futuro. Desgraciadamente, han persistido la violencia, la coacción y el terror.

Tenemos la oportunidad de poner fin a esta situación y desde los principios del pasado, desde los principios democráticos, les digo que el Gobierno respetará las decisiones de los ciudadanos vascos que adopten libremente, respetando las normas y procedimientos legales, los métodos democráticos, los derechos y libertades de los ciudadanos, y en ausencia de todo tipo de violencia y de coacción.

En más de una ocasión me han escuchado decir que el futuro de Euskadi exige un gran acuerdo de convivencia político. Concretamente, en el debate sobre el Plan Ibarretxe, "si vivimos juntos --afirmé en aquella ocasión--, decidimos juntos". Un gran acuerdo político de convivencia. Por eso, el Gobierno entiende que los acuerdos entre las distintas formaciones políticas de Euskadi han de alcanzarse con el máximo consenso posible, respetando la pluralidad política de Euskadi y en igualdad de oportunidades para todas las formaciones.

Voluntad democrática, sujeción a la legalidad, amplio acuerdo político, que recoja el pluralismo de la sociedad vasca. Ésas son las reglas; reglas que valen también para la participación en la vida política institucional y para las formaciones políticas. Por ello, quiero reiterarles que el Gobierno va a mantener la vigencia de la Ley de Partidos.

Durante años todos los demócratas hemos intentado que aquellos que no aceptaban, que no han aceptado, la voluntad democrática de los vascos acepten las reglas del juego. Tenemos esa oportunidad y trabajaremos para que eso se pueda consumar.

Quiero dirigirme ahora a la sociedad vasca. La paz es una tarea de todos, la paz será fuerte si tiene profundas raíces sociales y si abarca el conjunto de la sociedad vasca. Por ello, entiendo que los partidos políticos y los agentes sociales, económicos y sindicales deben adoptar acuerdos para ese pacto de convivencia a través de los métodos de diálogo que estimen oportunos y, por supuesto, a través de los métodos democráticos para trasladar dichos acuerdos a los distintos ámbitos institucionales.

Voy terminando. Quiero expresar el compromiso absoluto del Gobierno, y el mío personal, con los valores, principios y reglas de la Constitución de 1978, que ha representado un éxito colectivo para nuestra convivencia.

Soy plenamente consciente de que los ciudadanos tienen un gran anhelo de paz y una exigencia de máximo respeto a las víctimas del terrorismo y a sus familias. Como Presidente del Gobierno de España, asumo la responsabilidad de colmar ese anhelo de paz y esa exigencia de máximo respeto y reconocimiento a la memoria, al honor y a la dignidad de las víctimas del terrorismo y de sus familias.

La sociedad española conoce el alcance de la tarea que tenemos por delante, una tarea que voy a desarrollar con prudencia y con discreción.
Quiero desde aquí pedir para esa tarea la colaboración de todos los medios de comunicación, teniendo en cuenta el alcance del proceso que vamos a vivir.

A finales del mes de septiembre el Ministro del Interior realizará una nueva ronda de información a todos los Grupos Parlamentarios sobre el desarrollo del proceso que hoy abrimos.

Ceranda Digital

FMC


Los comentarios para este post están cerrados.

Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Lunes, 25 de septiembre

    BUSCAR

    Editado por

    Síguenos

    Hemeroteca

    Septiembre 2017
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
        123
    45678910
    11121314151617
    18192021222324
    252627282930