El blog de Carlos Blanco

De la física a la neurociencia

12.12.15 | 18:42. Archivado en Sobre Carlos Blanco

http://www.tendencias21.net/Tres-grandes-bases-teoricas-para-la-unificacion-del-saber_a41832.html


Cuatro dificultades del dogma cristiano

06.10.15 | 09:50. Archivado en Sobre Carlos Blanco

Considero que existen cuatro grandes fallas dogmáticas en las formulaciones más extendidas del cristianismo, tanto católicas como ortodoxas y protestantes:

>> Sigue...


Grandes problemas filosóficos

01.10.15 | 18:05. Archivado en Sobre Carlos Blanco

http://www.sintesis.com/filosofia-230/grandes-problemas-filosoficos-ebook-2005.html

Con profundidad y entusiasmo, esta obra aborda algunas de las preguntas más acuciantes y complejas de la metafísica, la teoría del conocimiento y la filosofía de la ciencia. Con un lenguaje riguroso pero desprovisto de tecnicismos y sustentado sobre las evidencias más recientes de la cosmología, la biología evolutiva y la neurociencia, el autor nos guía por los intrincados senderos de la especulación filosófica. El problema mente-cerebro, la posibilidad de distintas lógicas, el significado de la libertad, el principio antrópico y la existencia de Dios son algunos de los interrogantes que desfilan por estas páginas. Además, se incluye una recreación literaria, titulada «Diálogo sobre la verdad», donde afloran dos cosmovisiones fundamentales y antagónicas, síntesis de los principales enfoques filosóficos en torno a categorías como verdad, pensamiento y sentido.

Filósofos, científicos, teólogos y, en general, cualquiera interesado en contemplar las cuestiones últimas atingentes al mundo, la vida y el hombre encontrarán en este libro un gran estímulo intelectual y descubrirán en sus páginas una invitación apasionada a reflexionar sobre incógnitas que han surcado la historia de la filosofía occidental y para las que solo en las últimas décadas se ha empezado a vislumbrar una solución.


Hayek y el orden espontáneo

15.07.15 | 14:43. Archivado en Sobre Carlos Blanco

Una de las manifestaciones más hermosas de la creatividad de una cultura y del surgimiento de auténtica novedad en la historia estriba en la emergencia espontánea de órdenes imprevistos. De incontrolables contingencias despuntan notables estructuras, rúbricas de la esencial apertura de la historia. Friedrich von Hayek ha incidido con agudeza en este punto. Ya antes, Ludwig von Mises había planteado reflexiones similares en su tratamiento del problema del cálculo económico y de la inviabilidad de la economía central planificada.

>> Sigue...


"Leonardo da Vinci o la tragedia de la perfección"

09.07.15 | 18:49. Archivado en Sobre Carlos Blanco

Libro: Leonardo da Vinci o la tragedia de la perfección
Ediciones de Buena Tinta, Madrid 2015

http://www.ociohispano.es/libro/leonardo-da-vinci-o-la-tragedia-de-la-perfeccion_1393

Leonardo da Vinci: personificación de cómo el arte y la ciencia pueden fundirse de manera fecunda en una búsqueda unitaria de la verdad. Reflejo de la evocadora síntesis de armonía y conocimiento que resplandece en la naturaleza, el artista-científico se aventura a descubrir las leyes de la naturaleza guiado por la convicción de que los más puros principios estéticos rigen también el funcionamiento de esa fabulosa simetría cristalizada que es el universo. En Leonardo admiramos la curiosidad insaciable, la imaginación prolífica, la fina inteligencia y la más fervorosa voluntad. En él contemplamos al más bello exponente del poder creativo de la mente humana. Que de su cerebro brotaran tantas ideas, tantas y tan originales invenciones, tanta y tan inaudita pasión por el conocimiento, tantas obras vivificadas por el más sublime talento artístico, intuiciones tan profundas y revolucionarias... constituye una muestra privilegiada de la grandeza de la mente. Todo lo que Leonardo hizo floreció primero en las entrañas de su pujante y desbordada imaginación.

Es imposible no venerar incesantemente la fuerza creadora de la mente humana. De una porción minúscula del universo físico nacen cimas de arte y sabiduría, pero también abismos de fealdad y locura. Y ¿cómo no sentirnos fascinados ante la figura de Leonardo da Vinci? ¿Cómo no sobrecogernos ante su anhelo insaciable de sabiduría? ¿Cómo no solidarizarnos con esa voracidad infinita que llevó su alma a explorar todos los campos del conocimiento, de la imaginación y del arte?

Penetrar en la mente de uno de los espíritus más elevados de la Historia es el propósito de este libro de Carlos Blanco, donde la búsqueda irredenta de perfección se revela como una sombra dolorosa, como el germen de una tragedia que convierte al genio en esclavo de una meta inmisericorde: el acuciante deseo de plenitud.

La más profunda de las amarguras convive así con el más puro de los gozos, con ese éxtasis que experimenta quien otea, en las soledades de su espíritu, la aurora de un mundo nuevo, todavía invisible para el resto de la Humanidad.


El sueño de Sinán

06.04.15 | 19:22. Archivado en Sobre Carlos Blanco

Desde uno de los suntuosos balcones del Topkapi, los ojos de Solimán, anegados en lágrimas, contemplan los reflejos turquesados del mar de Mármara, espejo de belleza en el corazón de un imperio cuya vastedad deslumbra a todas las naciones. ¡Oh Constantinopla, oh Bizancio, oh Estambul! ¡Qué rostros ilustres no han contemplado tu crepúsculo, que arropa suavemente el Bósforo con su manto de púrpura y misterio! ¡Qué poemas de amor y dulzura no habrán sido declamados a tus atardeceres, cuando dos continentes parecen fundirse en el amoroso abrazo de la noche! Huestes de emperadores como Constantino, Teodosio y Justiniano, pléyades de sabios y profetas como Juan Crisóstomo, Cirilo y Metodio, que ahora han cedido el testigo de la gloria a los herederos de Osmán, a los audaces guerreros que han extendido el dominio otomano sobre inmensas regiones de Asia, Europa y África, y han convertido Estambul en la flor del Islam, en la ciudad de los incontables minaretes, en el templo que alaba incansablemente al Misericordioso y al Compasivo.

>> Sigue...


Cruz y gloria de los superdotados

24.03.15 | 17:38. Archivado en Sobre Carlos Blanco

Los superdotados representan un misterio. No cesan de despertar nuestra curiosidad, fascinados ante quienes desarrollan precozmente habilidades extraordinarias. ¿Quién no admira lo extraño, lo portentoso, lo que desafía los cánones habituales, lo que nos revela un mundo nuevo y maravilloso?

>> Sigue...


"La libertad humana en el marco de la neurociencia, una cuestión abierta"

24.01.15 | 18:35. Archivado en Sobre Carlos Blanco

http://www.tendencias21.net/La-libertad-humana-en-el-marco-de-la-neurociencia-una-cuestion-abierta_a39417.html


¿Es el Éxodo un evento histórico?

04.01.15 | 22:36. Archivado en Sobre Carlos Blanco

Ante el interés suscitado por la reciente película de Ridley Scott sobre el Éxodo, es pertinente plantearse la pregunta por la historicidad de este célebre episodio de la Biblia. En 2003, con motivo de una conferencia, escribí un artículo detallado sobre esta cuestión:

http://www.egiptologia.com/egipto-y-la-biblia/65-el-exodo-aproximacion-interdisciplinar.html

El resumen de este trabajo es categórico: no existen evidencias arqueológicas que sustenten la historicidad de lo narrado sobre la esclavitud de los israelitas en el país del Nilo, la figura de Moisés, la salida de Egipto y la conquista de la tierra prometida. Como ocurre en múltiples episodios bíblicos, tanto del Antiguo como del Nuevo Testamento, unos cuantos hechos de probada o plausible historicidad se entremezclan y confunden deliberadamente con acontecimientos fantasiosos, sin visos de verosimilitud, cosecha de una extraordinaria capacidad de inventiva que nada tiene que envidiar a las grandes tradiciones literarias de Egipto, Mesopotamia y Grecia. La intención puede ser política (por ejemplo, legitimar a un pueblo frente a otros y enaltecer sus aspiraciones más mundanas) o estrictamente teológica, confeccionada mediante un vasto simbolismo cuya elucidación exige examinar la literatura del Próximo Oriente y el desarrollo experimentado por la propia religiosidad judeocristiana. Al igual que en todo acercamiento a las creaciones literarias de las civilizaciones antiguas, es importante desentrañar el significado que subyace a las representaciones particulares empleadas para expresar una determinada enseñanza. Sea histórico o ficticio, en todo relato religioso palpita un concepto, y, como puso de relieve Hegel, es siempre un desafío aprender a trascender las imágenes concretas para sumergirse en las profundidades de la idea. Este proceso de destilación, destinado a extraer la sustancia filosófica del relato, no tiene por qué adulterar la naturaleza de la obra estudiada. Por supuesto, refutará sus pretensiones históricas y definirá una implacable frontera entre lo verdadero y lo falso, pero más allá de la realidad empírica de un evento específico resplandece el núcleo del mensaje transmitido, cuyo valor no se confina necesariamente a una única etapa de la historia de la humanidad, sino que puede proyectarse también sobre otras épocas y culturas.

Eso sí: el Éxodo, como otros muchos pasajes de la Biblia, no puede considerarse histórico. Por ello, la atribución de un "fundamento histórico" para sus doctrinas, arco de bóveda de las argumentaciones esgrimidas por muchos teólogos en su defensa de la condición revelada de sus respectivos credos, carece de base sólida. Siempre he pensado que el mayor reto para las religiones monoteístas no procede de la ciencia y su dilatado conflicto con la fe, ante el que siempre cabe encontrar hábiles maniobras de evasión (aunque, si se es más honesto -como en el caso de Teilhard de Chardin-, ofrecerá también la posibilidad de comprometerse con un diálogo sincero, con un intercambio auténtico que modifique la propia teología y no se limite a lanzar afirmaciones vagas, endebles y voluntariosas para tranquilizar la conciencia y aferrarse a una teórica "compatibilidad" entre ciencia y religión). No: la mayor dificultad que encaran proviene de las investigaciones histórico-críticas sobre sucesos que se presentaban como realmente acaecidos y que, en no pocas ocasiones, son meramente imaginarios.


El sentido de la historia

19.12.14 | 19:08. Archivado en Sobre Carlos Blanco

Libro: "Filosofía, Teología y el Sentido de la Historia":

http://www.marcialpons.es/libros/filosofia-teologia-y-el-sentido-de-la-historia/9788461545490/

¿Puede la historia tener un sentido? ¿Qué significa, de hecho, el término "sentido" cuando lo aplicamos al desarrollo de la especie humana en el tiempo y en el espacio?

>> Sigue...


Conocimiento y felicidad

21.11.14 | 13:32. Archivado en Sobre Carlos Blanco

¿Somos más felices por conocer más? ¿Gozamos más por atesorar un saber más amplio, hondo y prolijo? ¿Alcanzamos la satisfacción verdadera por acumular una mayor cantidad de conocimiento, cuando ante nosotros se extiende un horizonte potencialmente infinito, más vasto aún que todas las galaxias que pueblan el universo y más sobrecogedor que todos los deseos que concibe el alma humana?

>> Sigue...


Credo

20.10.14 | 12:59. Archivado en Sobre Carlos Blanco

CREDO

Creo en el conocimiento, fuente de progreso y felicidad, y creo que nada une más a los hombres que el conocimiento.

Creo en la fuerza del hombre para no rendirse nunca y forjar los mundos más sublimes.

Creo en el amor, la belleza y la sabiduría como metas supremas de nuestra existencia.

Creo que con nuestro esfuerzo por descubrir y entender desvelamos paulatinamente la verdad, pero también creo que la verdad es infinita.

Creo que admirar la magnificencia del mundo y desear entenderla nos infunde una sana humildad y nos insta a coronar las cimas más altas.

Creo que el hombre no es la cumbre definitiva de la naturaleza, pues nos esperan realidades mucho más maravillosas y sorprendentes, un futuro que desafiará nuestros sueños.

Creo en la belleza, camino al conocimiento de uno mismo, sendero hacia esa paz interior y esa armonía que nos liberan del miedo y la infelicidad, y creo que extasiarse ante la belleza nos ennoblece.

Creo que merece la pena consagrar una vida al saber, y que desentrañar los misterios más profundos del mundo, la vida y la mente nos eleva a nuestro verdadero hogar.

Creo que la compasión es la guía más fiel en las sendas del conocimiento, porque de nada sirve el saber si no nos ayuda a extirpar el sufrimiento físico y espiritual del hombre.

Creo que en cada hombre habita un dios en potencia, y creo que voluntad y conocimiento, amor y sabiduría, se fundirán finalmente en un solo corazón, en una humanidad que no cese de superarse a sí misma.

Creo que la raíz de todo descontento yace en el miedo a uno mismo, a los otros, al mundo y a la verdad.

Creo que el amor, la belleza y la sabiduría nos rescatan de las instigadoras sombras del miedo, verdadera raíz de nuestro sufrimiento más profundo.

Creo que todo ser humano puede incrementar nuestro acervo de conocimiento, belleza y perfección moral, pero creo también que la humanidad necesitará siempre de faros que la iluminen, de espíritus proféticos que inspiren su pensamiento y orienten su acción.

Creo en el conocimiento, la solidaridad y la contemplación de la belleza como fuerzas más vigorosas para engrandecer al hombre y brindarle felicidad que toda sed de dinero, poder y glorias efímeras.

Creo que la creatividad nos acerca a lo divino.

Bendigo a todas las personas de buen corazón que se esfuerzan por amar, por mejorar, por buscar la verdad y la justicia con rectitud, despojadas de envidias, recelos, fanatismos, odios, rencores y sectarismos.

Bendigo a quienes ansían unir a los hombres en lugar de dividirlos, a quienes tienden puentes entre orillas que parecían irreconciliables, a quienes miran a lo profundo y no a la superficie, a quienes son felices con poco y desprenden alegría en su rostro, su mirada, sus palabras y sus hechos


Domingo, 23 de abril

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Categorías

Hemeroteca

Marzo 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031