Cataluña y el error fatal del enfoque desde Madrid

Permalink 12.09.15 @ 23:41:21. Archivado en Nacionalismos, Cataluña

Lo que debería preocupar en España no son los cientos de miles de catalanes que salieron a la calle en la Diada, sino cómo conseguir que los que se quedaron el viernes en casa no lo hagan también el 27 de septiembre o se tomen la molestia de volver del puente de la Mercé antes de que cierren los colegios electorales. Y, según una reciente encuesta publicada en 'El Periódico', sólo el 70% de los no independentistas tienen clara su intención de votar. ¿Cómo es que el 30% restante, el que probablemente decida el resultado final, tiene dudas aun sabiendo que se arriesga a ser extranjero en su tierra? la razón de fondo es el error fatal de enfoque de la llamada cuestión catalana en que han incurrido siempre el Gobierno, los partidos constitucionalistas y los intelectuales españoles.

Lo escribí hace tres años en este ensayo cuyo texto he ido actualizando con referencias pero cuyo planteamiento teórico permanece íntegro y, desde mi punto de vista, plenamente vigente: no se puede combatir el nacionalismo catalán desde el nacionalismo español. No se pueden refutar las falacias sobre la identidad, la cultura, la lengua y la Historia de Cataluña respondiendo con otras idénticas aplicadas a España, aunque ésta tenga Estado. No se puede desautorizar la pretensión de los nacionalistas de que los catalanes forman una única nación y por tanto un sujeto político soberano imponiéndoles que la que es real, y les engloba, es la nación española. No se puede recurrir a la Constitución como coartada para mantener la integridad territorial de España; lo que hay que hacer es poner de manifiesto que el derecho a decidir, lejos de ser democrático, un ideal siempre más atractivo que las restricciones de la ley, es sólo otra coartada nacionalista para garantizar la integridad territorial de Cataluña, a la que se concibe como sujeto soberano único y monolítico.

Los independentistas han presentado la querella como un Cataluña contra España en la que han podido autorretratarse como David frente a Goliat, un combate épico que siempre moviliza a las huestes propias y provoca simpatía entre los catalanes hasta ahora neutrales. Desde Madrid se ha legitimado este enfoque al considerar que el problema fundamental es que se rompa la unidad de España, que efectivamente es lo que les preocupa a los nacionalistas españoles. Pero, en realidad, el problema no lo tienen los españoles en general, sino los catalanes que quieren seguir siendo parte de España. Ellos son el David que se enfrenta al Goliat de la maquinaria administrativa, mediática y educativa del nacionalismo catalán. Y se han visto tan poco asistidos y recordados desde el resto de España que, aun sabiendo que en ellos está la clave del desenlace electoral, uno de cada tres no encuentra suficientes motivaciones para influir en él.

Artur Mas no tiene mucho de qué preocuparse. Se las ha apañado para que, si Junts Pel Sí gana por mayoría simple, él pueda seguir como presidente de la Generalitat, pues no hay candidato alternativo en la oposición que pueda obtener apoyos suficientes. Dirá que ha cumplido con su compromiso con el derecho a decidir a través de elecciones plebiscitarias y que el pueblo catalán se ha decantado por la permanencia en España, y seguirá gobernando otros cuatro años habiéndose cargado a ERC como partido opositor. Los republicanos no podrían explicar a la sociedad el transfugismo que supondría unir sus diputados a los de CUP, Catalunya Sí que es Pot y el PSC para formar un gobierno de izquierdas aunque lo permitiera la aritmética.

Sin embargo, el proceso en sí sólo lo pueden detener los catalanes no independentistas de Barcelona y su área metropolitana, el Baix Llobregat, la provincia de Tarragona, Lérida capital y el litoral catalán, y sólo pueden hacerlo en las urnas. Después ya será demasiado tarde. Si siendo supuestamente más no han podido o sabido hacer oír su voz en Cataluña, mucho menos lo harán cuando, espoleados por la mayoría absoluta, los independentistas se arrojen a la calle a reivindicar todo lo que les niegue el Gobierno central apelando a la ley. Es ahora o nunca. El PP no puede decir que las elecciones son plebiscitarias porque sería desdeñar la capacidad de respuesta del Ejecutivo, pero más valdría a los constitucionalistas reconocer que sí, que en la práctica lo son, para movilizar a los contrarios a la independencia. Una muchedumbre como la que se movilizó en la Diada montando bulla permanentemente y proclamando la desobediencia civil sería muy difícil de gestionar desde la lejanía de Madrid.

Como dijo Albert Rivera hace unos días, no hay excusas para no votar el 27-S. Los catalanes castellanohablantes tienen que demostrar ese día que existe una nación española dentro de Cataluña, a la que los soberanistas, si fueran consecuentes con sus premisas identitarias, tendrían que reconocer como sujeto político con su propio derecho a decidir. O, planteado desde la apelación a la democracia que hacen Mas y Junqueras, los votantes no independentistas de Barcelona y su entorno y el litoral mediterráneo, las regiones más ricas de Cataluña, a las que expolian fiscalmente las comarcas del interior (antes carlistas y hoy caladero de votos de ERC), deben manifestar su “voluntad democrática” de seguir siendo parte de España. Sin ellas, no tendría sentido independizar al resto de Cataluña.

Si esos electores se pronunciaran de forma clara en las urnas, someter la decisión de estos núcleos de población a lo que quiera la mayoría de los catalanes sería lo mismo que imponer a Cataluña la voluntad del conjunto de los españoles. Si la soberanía española es divisible, también ha de serlo la catalana.

Por eso, los catalanes no soberanistas, los eternos olvidados por el Gobierno catalán pero también por el central, deben abandonar su tradicional abstencionismo y votar en masa para demostrar que, pese a los estribillos nacionalistas, los catalanes no son “un solo pueblo” ni tienen una “voluntad” o un “anhelo” unívocos de libertad.

Tampoco lo son ni los tienen los españoles, ni ningún otro grupo humano mínimamente numeroso. Por eso precisamente, y no por que lo impida la Constitución, es poco recomendable dibujar las fronteras de cada territorio en función de lo que deseen sus habitantes. Porque el respeto a las voluntades democráticas de los grupos, si se lleva a sus últimas consecuencias y no se detiene interesadamente en el sujeto soberano 'Cataluña', conduce a la atomización de cualquier territorio. Ésa es la amenaza que debió haberse hecho planear siempre sobre los soberanistas: la necesidad de respetar a todas las minorías (o no minorías) que conviven con ellos. España no es un ser vivo que vaya a sufrir si se rompe, pero los individuos que quieren seguir formando parte de ella no tienen por qué ver sometidas sus creencias patrióticas a la imposición de una religión de Estado como es el nacionalismo catalán.


Bookmark and Share

Comentarios:
Una vez concluido el encuentro con el 0-4 en el Bernabeu, temí que el resultado no fuera recurrido al Constitucional o que el Sr. Montoro lo recortara a 0-2. Ante la poblada lonja repleta por el PP llegué
a pensar que se lanzarian a la calle a recoger firmas para presentarlas al T.C y
poder anular el partido. No, nada de esto se produjo, fue una pesadilla en una noche de insónio y de buen despertar.
Saludos.
Enlace permanente Comentario por Otis 25.11.15 @ 19:31

El independentismo catalán:

Como ciudadano preocupado de las consecuencias de estas acciones, tengo que reconocer que los independentistas están haciendo un uso magnifico de la propaganda, a niveles goebelianos, manejando los tiempos, con sloganes, puestas en escena, shows millonarios, medios afines, silenciamiento de opositores, y la última, marchas de antorchas nocturnas con cánticos patrioticos: de aquí a la violencia, un pasito. Es duro ver que esta gente, por muy universitaria que sea, pues hay muchos con formación, como se dejan llevar por un discurso emocional, sin tener para nada en cuenta las catastróficas consecuencias para ellos y el resto de nuestro país de una medida así. ¿ Que será de la salida masiva de multinacionales que desde allí abastecen el mercado español o la venta de activos catalanes y la separación de grupos financieros con activos en todo el País, por no hablar de muchas otras cosas?.
Es tan obvia esta situación que ellos mismo...
Enlace permanente Comentario por a hoz 15.09.15 @ 11:14

Se muestran únicamente los últimos 40 comentarios de cada post.

Hacer comentario:
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.
Tu email no se mostrará en la página.
etiquetas XHTML permitidas: <p, ul, ol, li, dl, dt, dd, address, blockquote, ins, del, span, bdo, br, em, strong, dfn, code, samp, kdb, var, cite, abbr, acronym, q, sub, sup, tt, i, b>
URLs, email, AIM y ICQs serán convertidos automáticamente.
Opciones:
 
(Saltos de línea se convierten en <br />)

Blogs
Totalitarismo y terrorismo islámico

Totalitarismo y terrorismo islámico

Suecia, de paraíso a infierno salafista-yihadista. por: Eduard Yitzhak

Doctor Shelanu

Luis Miguel Modino: misionero en Brasil

Luis Miguel Modino: misionero en Brasil

Los obispos brasileños se posicionan contra la Reforma del Sistema de Pensiones del Gobierno Temer

Luis Miguel Modino

Entre unidad, caridad y verdad

Entre unidad, caridad y verdad

El ciego de nacimiento

Pedro Langa

Ángel Moreno, de Buenafuente del Sistal

Ángel Moreno, de Buenafuente del Sistal

24 Cuaresma. Penitencia

Angel Moreno

Desde el Atlántico

Desde el Atlántico

Escandaloso ocultamiento en la prensa española del espionaje al equipo de Trump

Carlos Ruiz Miguel

Columna de humo

Columna de humo

¿Y si España fuese de verdad una mierda?

Pedro de Hoyos

Diario nihilista de un antropólogo

Diario nihilista de un antropólogo

Consecuentes con su fe

Manuel Mandianes

Cartas y relatos

Cartas y relatos

¿Qué ayuno?

José Alegre

Terra Boa

Terra Boa

MANIFESTO DOS BISPOS: NÃO É ESTA A REFORMA DA PREVIDÊNCIA SOCIAL QUE O BRASIL PRECISA...

José Ramón F. de la Cigoña

Religión Digital

Religión Digital

Ahora somos luz en el Señor

Religión Digital

El Blog de Francisco Margallo

El Blog de Francisco Margallo

Teología de J. Ortega y Gasset. Evolución del Cristianismo

Francisco Margallo

Teología sin censura

Teología sin censura

Da miedo la religión mal entendida

José Mª Castillo

Entre el Cielo y la Tierra

Entre el Cielo y la Tierra

LA AUTORIDAD COMO SERVICIO

Francisco Baena Calvo

La Iglesia se hace diálogo

La Iglesia se hace diálogo

“¡Cese la represión!”

Jesús Espeja

Imágenes de la buena noticia

Imágenes de la buena noticia

Ay de los ricos

Maximino Cerezo Barredo

Cine espiritual para todos

Cine espiritual para todos

Incierta gloria. Sigue pendiente la adaptación de esta gran obra literaria

Peio Sánchez Rodríguez

Crónicas Bárbaras

Crónicas Bárbaras

Neolengua de Podemos

Manuel Molares do Val

Otro mundo es posible

Otro mundo es posible

Meditaciones 2

Miguel Ángel Mesa Bouzas

El buen vivir de Juan Luis Recio

El buen vivir de Juan Luis Recio

El bar: historias y misterios de los bares míticos de Madrid

Juan Luis Recio

El Blog de Otramotro

El Blog de Otramotro

La pena de trena aterra

Ángel Sáez García

Haz de PD tu página de inicio | Cartas al Director | Publicidad | Buzón de sugerencias | Publicidad
Periodista Digital, SL CIF B82785809
Avenida de Asturias, 49, bajo - 28029 Madrid (España)
Tlf. (+34) 91 732 19 05
Aviso Legal | Cláusula exención responsabilidad

redaccion@periodistadigital.com Copyleft 2000

b2evolution Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons License.
Noticias Periodista Digital | Periodista Latino | Reportero Digital | Ciudadano Digital