Sánchez Gordillo y la rescisión del contrato social

Permalink 20.08.12 @ 00:10:09. Archivado en Economía, Movimientos sociales

Más allá de menudencias formales, personales y estéticas, las peripecias de Sánchez Gordillo plantean un debate de fondo trascendental, sobre todo si sientan precedente y cunde su ejemplo entre las verdaderas víctimas de la crisis. Un debate que enfrenta derechos con derechos, libertad con libertad, la letra y el espíritu de la ley, y que, en definitiva, atañe a las bases mismas de nuestro modelo de convivencia.

Los adversarios del alcalde de Marinaleda arguyen que el Gobierno tiene la obligación de hacer cumplir la ley y proteger el derecho a la propiedad privada, y ponen el grito en el cielo cuando Izquierda Unida relativiza su importancia. Muchos de ellos son los mismos que a la vez consideran lógico y razonable supeditar a la disponibilidad presupuestaria otros derechos igualmente constitucionales: los que tienen los ciudadanos a un trabajo digno, a la sanidad, a la educación, a la vivienda.

Siempre he sostenido que los derechos humanos, que se pretenden universales e innatos, en realidad no son inherentes al hombre, y que uno tiene aquéllos que le reconoce la sociedad en que ha nacido; podrían ser más, podrían ser menos o podrían ser otros. Pero sobre ellos se establece ese tácito contrato social que justifica en última instancia la vida en comunidad. Si una parte lo incumple y no garantiza a una persona ni siquiera un sustento con que ganarse la vida y mantener a su familia, tampoco puede exigirle que acate sus normas. Cuando se rompe el contrato social, decían sus grandes teóricos, se vuelve al estado natural, donde cada uno lucha por la supervivencia con todos sus recursos, el robo incluido. Podemos concebir una ley cívica o una ley de la jungla. Pero no una ley de la jungla donde sólo una parte decide cívicamente que la única arma que se permite blandir con libertad es el dinero, y que el otro no puede defenderse con las suyas.

Los parados que buscan diariamente trabajo para toparse con la evidencia de que no lo hay, que se ven desarmados pero ello no les exime de la lucha cotidiana de saciar sus necesidades y las de los suyos, tienen todo el derecho a hacer lo que sea para burlar las reglas del combate. A menos que ofrezcamos una alternativa a la barbarie: que toda persona a quien ya no le compense este contrato social pueda rescindirlo libremente. Hace siglos uno podía hacerse ermitaño y vivir de la caza y la recolección. Ahora todo es propiedad de alguien y hasta retirarse de la sociedad exige una inversión. Lo cual es tanto como obligar a cada individuo a ingresar en el club privado instalado en el territorio donde nació, tanto como vincular a la condición humana el deber de ser capitalista.

Para solventar esta confusión interesada entre physis y nomos, entre ley natural y ley convencional, cada provincia tendría que reservar obligatoriamente una Marinaleda donde acoger a todos aquéllos que quieran renunciar a las ventajas del sistema a cambio de librarse de sus daños. Ya no sólo es cuestión de justicia, sino de libertad. Los liberales, que se dicen paladines de la misma, no deberían negar esta opción a quienes han perdido toda posibilidad real de ser libres en el modelo social imperante.

Acaso un día a los habitantes de esas Marinaledas se les considere unos adelantados a su tiempo. Como se consolide la tendencia que nos lleva de vuelta a una antagonía de dos únicas clases sociales, cada vez menos aliviada por el laxante del gasto público, intuyo que, tarde o temprano, el comunismo (probablemente también el fascismo) tendrá otra oportunidad. Entonces veremos que, tal y como anticipó Carl Schmitt, la autoridad última no radica en la ley, sino en quien tiene el poder de promulgarla en un momento dado.

www.kikorosique.com


Bookmark and Share

Comentarios:
Hombre Kiko el tema no es casual, es más bien de lógica.
Con las que hemos pasado en este país para poner en pié el pseudo-estado del bienestar, aquí no caben más que los que vienen a sumar.
Familias formadas por paisanos, porque los más racistas son ellos, que trabajan casi todo en negro y así optan a todo tipo de ayudas, incluso algunas dirigidas en exclusividad a estos colectivos, y envían lo ganado casi en su totalidad a su país.
Se cargan de hijos por su inconsciencia y su falta de cultura. Educación gratuita, más ayudas ya que sus ingresos no "rezan" en ningún sitio, y cuando pueden "devolver" a la sociedad lo que esta les ha dado, se vuelven a su país a regentar el negocio que han montado con el dinero negro que han ganado aquí. Ahí te quedas.
Esto aunque tú lo pienses no es anecdótico, se da y mucho. Mucha culpa tienen los empresarios que les contratan pero el resultado es el que te comento´.
También se puede hablar de los norteafricanos meno...
Enlace permanente Comentario por Ego 01.03.13 @ 10:59
No sé, j, yo no puedo concebir que, por el hecho casual de haber nacido en España, una persona deba tener más derechos o prioridades en ese país que otra que ha decidido voluntariamente acudir a él.
Enlace permanente Comentario por Kiko Rosique [Blogger] 03.09.12 @ 18:39
España 25 % de paro de los cuales 5,2 millones son españoles., los españoles postergados en su tierra por los empresarios y politicos ( casta política) y trabajando 5 millones de extranjeros, vaya gobernantes, PP que tenemos.
En toda sudamerica el paro no llega al 6%.Concretamente en brasil el 4 %, con una prioridad para el empleo absoluta para los brasileños. y asi todos.
Todos los paises como españa, ante una situación de catastroficas de guerra toman medidas, declarando prioritarios a sus nacionales., que permitirian que la economia de españa funcionara
Enlace permanente Comentario por j 03.09.12 @ 16:43
Quien apela a la libertad y la democracia es el centro-derecha; la izquierda apela a la justicia social. Pero no creo que en los genes de los partidarios de uno o de la otra haya unas constantes que se hereden a través de las personas y los siglos. Sobre lo de "largarse impunemente" tras perder la Guerra Civil, hombre, ¿qué esperabas que hicieran, que se quedaran?
Enlace permanente Comentario por Kiko Rosique [Blogger] 01.09.12 @ 18:42
La estrategia de la izquierda siempre ha sido engatusar a las masas apelando a conceptos dignos y deseables (libertad, democracia, etc) para, luego, hacer de su capa un sayo, enfrentar a la oblación, sembrar el odio y el resentimiento, y enriquecerse a mansalva, para al final largarse impunemente (lo hicieron al finalizar la guerra civil) dejando a sus seguidores indefensos y con el culo al aire (Negrin, Prieto, Largo Caballero, Azaña, etc) y ahora que Ses ha acabado el dinero, hacen lo mismo. El comunismo acaba cuando acaba el dinero de los demás. Ese Gordillo es un delincuente común.
Enlace permanente Comentario por WBlanco 31.08.12 @ 12:37

Se muestran únicamente los últimos 40 comentarios de cada post.

Los comentarios para este post están cerrados.

Blogs
El buen vivir de Juan Luis Recio

El buen vivir de Juan Luis Recio

Nace Trepat Rosat 2018, un gran vino rosado de alta montaña de la bodega Cara Nord

Juan Luis Recio

Corrupción global

Corrupción global

2279 Loa diversos Sensores Digitales SD van a cambiar a fondo: salud, vida, educación, alimentos, empleo, salario, localización de activos, gestión de la empresa...en suma Igualdad y Justicia Social global.

Luis Llopis Herbas

Sesión Golfa

Sesión Golfa

¡Shazam!: Big

Juan Carrasco de las Heras

El blog de Antonio Cabrera

El blog de Antonio Cabrera

Un grandísimo hijo de puta

Antonio Cabrera

El Blog de Otramotro

El Blog de Otramotro

Una lección de empatía

Ángel Sáez García

Un país a la deriva

Un país a la deriva

El PAIS echa una mano a Pedro Sánchez

Vicente A. C. M.

Tres foramontanos en Valladolid

Tres foramontanos en Valladolid

La escuela de imaginería de Medina de Rioseco. II

Bustamante, Arévalo y Pardo de S.

Punto de vista

Punto de vista

Sánchez ya no debería engañar a nadie

Vicente Torres

Opinión

Opinión

Cayetana muy bien en el debate televisivo. Por el mejor desarrollo y frente a muy graves amenazas

Opinión

Esto es lo que hay

Esto es lo que hay

Las matrioshkas de Bassat

Miguel Ángel Violán

Hermosillo

Hermosillo

'memo' de AMLO vulnera derechos de niñas, niños y adolescentes.

Efrén Mayorga

A contracorriente, el blog de Enrique Arias Vega

A contracorriente, el blog de Enrique Arias Vega

El suicidio de Alan García

Enrique Arias Vega

No más mentiras

No más mentiras

Reflexiones de "un nada"... y III

Antonio García Fuentes

Crónicas Bárbaras

Crónicas Bárbaras

Chapuza francesa

Manuel Molares do Val

La hora de la verdad

La hora de la verdad

Unamuno no lloraría ante el incendio de Notre Dame

Miguel Ángel Malavia

Totalitarismo y terrorismo islámico

Totalitarismo y terrorismo islámico

ANTES SE INCENDIABAN LOS COCHES EN LAS BANLIEUES FRANCESAS, AHORA SE INCENDIAN ""FORTUITAMENTE"" LAS IGLESIAS

Doctor Shelanu

Columna de humo

Columna de humo

El incendio de París, las cenizas de Europa

Pedro de Hoyos

Israel, más allá de las noticias...

Israel, más allá de las noticias...

Egipto-Israel: de "Paz entre Gobiernos y Ejercitos" a "Paz entre los Pueblos"

Shimshon Zamir

El blog de Javier Orrico

El blog de Javier Orrico

La portavoza

Javier Orrico

El Acento

El Acento

"Buscamos las acequias" por Miguel Montoya

Antonio Florido Lozano

Haz de PD tu página de inicio | Cartas al Director | Publicidad | Buzón de sugerencias | Publicidad
Periodista Digital, SL CIF B82785809
Avenida de Asturias, 49, bajo - 28029 Madrid (España)
Tlf. (+34) 91 732 19 05
Aviso Legal | Cláusula exención responsabilidad

redaccion@periodistadigital.com Copyleft 2000

b2evolution Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons License.
Noticias Periodista Digital | Periodista Latino | Reportero Digital | Ciudadano Digital