Atrévete a orar

El silencio de los obispos sobre el celibato (20)

23.11.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

“La mentalidad de dirigentes eclesiales impide que la gracia divina fluya”
Ramón Hernández Martín, jubilado salmantino, viene escribiendo en Religión Digital un delicioso Blog, titulado “Audaz relectura del cristianismo”. Este verano nos ofrecía una reflexión sobre “La sexualidad, asignatura troncal pendiente” (08.07.2018). Suyos son estos párrafos que los actuales dirigentes de la Iglesia deberían considerar:

“¿Cuánto tardará todavía la Iglesia católica en acoplar su sensibilidad religiosa a tan bella dotación de la naturaleza para asumirla en plenitud? ¿Es menos santo el ejercicio de la sexualidad que la práctica de la castidad? ¿Hay alguna razón de peso para ligar el ejercicio del ministerio sacerdotal al celibato que no sea de pura conveniencia para los mandos?
¿Cuánto tiempo ha de pasar para que tras asumir la pluralidad que la naturaleza aporta, pueda bendecir la Iglesia cualquier proyecto de vida en común que los hombres y mujeres quieran emprender como convivencia familiar? Su demora hará que renquee la penetración del mensaje evangélico en las vidas de hombres y mujeres de nuestro tiempo. Las mentalidades compartimentadas de tantos dirigentes eclesiales están impidiendo que la gracia divina fluya sobre todo el espectro de la vida humana.
¡Loado sea el Dios de los cristianos porque ha hecho a los seres humanos sexuados y les ha dado una extraordinaria fuerza de vida en el ejercicio de su sexualidad, tanta que les permite multiplicarse y convivir juntos en proyectos de vida en común! Al parecer, Dios sabe lo que se hace, pero nuestra Iglesia todavía no”.

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (19)

16.11.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

El papa Francisco también guarda silencio sobre el celibato
El lunes, 12 de noviembre de 2018, en Santa Marta, en la homilía de su misa matutina, comenta la lectura primera procedente de la carta de san Pablo a Tito (1, 1-9). Estas son las ideas principales de su homilía (Ver en “Vatican News 12/11/2018”):
La Iglesia no nació completamente ordenada

- “Nunca la Iglesia ha nacido completamente ordenada, todo en orden, sin problemas, sin confusión, nunca. Siempre ha nacido así. Y esa confusión, ese desorden, debe ser arreglado. Es verdad, porque las cosas deben ponerse en orden; pensemos, por ejemplo, al primer Concilio de Jerusalén: había una lucha entre los judaizantes y los no judaizantes ... Pensemos bien: hacen el Concilio y arreglan las cosas”.

Obispo, administrador de Dios y no de bienes

- “La definición que da del obispo es ‘administrador de Dios’, no de bienes, de poder, de las cordadas, no: de Dios. Siempre tiene que corregirse a sí mismo y preguntarse: ‘¿Yo soy un administrador de Dios o soy un hombre de negocios?’. El obispo es administrador de Dios. Debe ser irreprensible: esta palabra es la misma que Dios le ha pedido a Abraham: ‘Camina en mi presencia y sé irreprensible’. Es una palabra fundadora, de un líder”.

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (18)

09.11.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

¿Creen los obispos en los signos de tiempos?
Jesús invita a interpretar el tiempo presente y juzgar lo que se debe hacer -lo que Dios quiere- en cada situación (Lc 12, 54-57). Y la palabra más autorizada de la Iglesia en nuestros tiempos -el concilio Vaticano II- nos ha dicho que:

“para continuar la obra de Cristo -quien vino al mundo para dar testimonio de la verdad, para salvar y no para juzgar, para servir y no para ser servido (cf. Jn 18,37; 3,17; Mt 20,28; Mc 10, 45)- a la Iglesia en todo tiempo le incumbe el deber de escrutar los signos de los tiempos y de interpretarlos a la luz del Evangelio” (GS 3-4).

El Movimiento de Sacerdotes Casados debe “interpretarse desde el Evangelio”
El silencio mayoritario de los obispos católicos sobre el Movimiento Internacional de Curas Casados es un indicio claro de sumisión a la Ley y de clara omisión de escuchar al Espíritu. La historia es muy triste. La evolución de nuestro tiempo en este campo, de la Iglesia y de la sociedad, no ha sido espiritualmente acompañada como se debe, tras el Vaticano II, por los dirigentes de la Iglesia en general. La inmensa mayoría de los que decidían casarse quería seguir ejerciendo el ministerio. El clima conciliar de “abrir ventanas” y “aggiornamento” (Juan XXIII) o puesta al día, les había infundido la esperanza de que la disciplina del celibato sería revisada. En la sociedad y en la misma Iglesia, el conocimiento y valoración de la sexualidad habían mejorado. Las razones que se venían dando para mantener la ley carecían de apoyo bíblico y social. El mismo Concilio había asegurado que

“el celibato no era exigido por la naturaleza del sacerdocio, como aparece en la praxis de la Iglesia primitiva -cf. 1Tim 3, 2-5; Tit 1, 6- y en la tradición de las Iglesias Orientales, donde, excepto los que con todos los obispos eligen guardar el celibato como un don de gracia, existen Presbíteros casados también muy meritorios” (PO 16).

>> Sigue...


A VUELTAS Y REVUELTAS CON EL CELIBATO

02.11.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

Escribe: Pepe Mallo

VER
Cómo me hubiera gustado encontrar para mi reflexión un titular tan realista y explosivo como el de algunos blogueros: “La pederastia, bomba contra el celibato clerical”, “La pederastia, cáncer con metástasis”. Y es que la deflagración de la pederastia clerical le ha estallado bruscamente a Francisco y ha provocado una de las peores crisis de coherencia y de credibilidad en la Iglesia. Es atrozmente doloroso y profundamente lamentable que, desde curas a obispos y cardenales, haya tenido lugar una depravación tan grave, precisamente perpetrada contra personas inocentes e indefensas como son los niños y adolescentes. “No se trata de una enfermedad pasajera que afecte excepcionalmente a algunos de sus miembros, sino de un cáncer con metástasis que alcanza a todo el cuerpo eclesiástico: cardenales, obispos, sacerdotes, miembros de la Curia romana, de congregaciones religiosas, educadores en seminarios, noviciados y colegios religiosos.” (J.J. Tamayo). Y no se concentra en un lugar preciso, sino que se expande por diversas poblaciones y países distintos y distantes intoxicando los cinco continentes. ¿Cómo es posible que un problema de esta índole pueda desencadenarse justo en un ambiente, como el eclesial, cuyo sentir primordial defiende exactamente lo contrario?
El último estruendo lo ha provocado la publicación del informe judicial de más de 1300 páginas sobre los abusos sexuales cometidos en seis de las ocho diócesis del estado de Pensilvania (USA). La investigación destapa una sórdida maquinaria de silencio y encubrimiento ante los excesos de los curas y revela que no solo la cúpula eclesiástica trató de encubrir los abusos sino que muchos jerarcas miraron hacia otro lado. “Los vergonzosos comportamientos sexuales de los consagrados vienen dejando, como consecuencia, miles de menores abusados, miles de hijos y madres condenados al anonimato, miles de millones de dólares pagados en indemnizaciones por la Iglesia a víctimas y centenares de investigaciones y juicios.”(Deducción del Informe)

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (17)

19.10.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

“No estamos autorizados a hablar de justicia y amor en la Iglesia, sin practicarlas” con los sacerdotes casados (arzobispo italiano)
Esta es una persuasión extendida en la sociedad y en la Iglesia. Sobre todo en los dos pontificados anteriores. Cuando recortaban libertades a teólogos, a pastoralistas, a comunidades vivas. La selección episcopal paralizó la evolución eclesial del Vaticano II. Volvieron a ser evidentes las respuestas de un personaje de M. Descalzo en la novela que analiza la responsabilidad de la Iglesia en la guerra civil de 1936:

“-¿Conoce usted algún obispo que tenga fe? La Iglesia está pero que muy bien montada: en su base, en sus curas, en sus fieles, hay fe, sí, hay gente que cree en serio. Pero, luego, encima, está el armazón de hierro, un armazón que, incluso, fomenta que haya fe abajo, siempre que no pueda llegar arriba porque podría reventar el armazón. ¿Usted cree que eligen a los obispos por su fidelidad al evangelio? No, los escogen por su fidelidad al Vaticano, a la armazón, a la estructura. Así hay un doble juego muy inteligente: lo que ustedes predican es el evangelio, pero lo que rige la Iglesia es el Derecho Canónico, el derecho más despótico que haya elaborado sociedad alguna” (Martín Descalzo, “Lobos, perros y corderos”. Ed. Destino Barcelona 1978. P. 216).

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (16)

12.10.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

Los obispos “deben tomar una nueva iniciativa en el asunto del celibato”
Sigue el “Memorando para la discusión sobre el celibato” -febrero 1970- que teólogos alemanes escribieron para su Conferencia Episcopal. Hoy más actual y urgente.

La ley actual no es verdad absoluta ni legislación definitiva

“La legislación anterior acerca del celibato desde luego no puede entenderse como una referencia absoluta para las reflexiones, según la cual deban orientarse con exclusividad todas las demás consideraciones eclesiásticas y pastorales. Si pese a los `graves reparos´, el Papa mismo aparentemente no rechaza la idea de la consagración de hombres mayores casados («viri probati”) a priori y absolutamente como indiscutible (de hecho, en algunos casos ya se está haciendo), entonces implícitamente se acepta la nueva revisión de la legislación vigente del celibato y su práctica.”

La ley actual disminuye los candidatos y el talento
Basta oír las homilías y leer los escritos de los “nuevos” curas para percibirlo.

“A su vez debemos admitir - por lo que percibimos en nuestros estudiantes de teología - que a menudo tenemos la impresión, de que nuestra actual reglamentación en gran medida conduce no sólo a una disminución en el número de candidatos para el sacerdocio, sino también a un empobrecimiento del talento, y por tanto a una reducción en las exigencias y la eficacia de los sacerdotes aún disponibles; sin perjuicio de un número muy reducido de teólogos muy talentosos, que a menudo se acercan a nosotros con el propósito de una segunda formación. Los que aseguran a su obispo no tener ninguna dificultad con respecto a la aceptación del celibato, no han demostrado por esto de modo concluyente que son aptos para la consagración.”

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (15)

05.10.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

Los obispos “deben tomar una nueva iniciativa en el asunto del celibato”

Hace cuarenta ocho años lo urgieron teólogos muy cualificados
En febrero de 1970 -han llovido ya cuarenta y ocho años- unos eminentes teólogos (algunos llegaron a ser cardenales y uno Papa) enviaron a la Conferencia Episcopal Alemana un “Memorando para la discusión sobre el celibato”. Terminaban así:

“tenemos el derecho y el deber de decir en esta grave situación a los miembros de la Conferencia Episcopal Alemana, basándonos en nuestro ministerio como teólogos y en nuestra misión como consultores con todo respeto a la dignidad y gran responsabilidad de su cargo, que deben tomar una nueva iniciativa en el asunto del celibato y no pueden considerarse dispensados sólo debido a la práctica actual de la Iglesia y a las declaraciones del Papa”.
9 de febrero de 1970. Suscriben: Ludwig Berg, Mainz; Alfons Deissler, Freiburg; Richard Egenter, München; Walter Kasper, Münster; Karl Lehmann, Mainz; Karl Rahner, Münster-München; Joseph Ratzinger, Regensburg; Rudolf Schnackenburg, Würzburg; Otto Semmelroth, Frankfurt.

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (14)

28.09.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

“La ley del celibato impide esencialmente el servicio salvífico”

“No podemos resignarnos a la administración de la escasez”
Expresión valiente del Presidente de la Conferencia Episcopal Española en el discurso inicial de la última Plenaria: “En esta situación precaria vamos cubriendo las acciones ministeriales básicas con iniciativas diversas... No podemos resignarnos a la administración de la escasez... El ministerio episcopal nos urge a buscar, todos unidos en el Señor y con creatividad pastoral, respuestas a esta necesidad básica que repercute decisivamente en la vida de la Iglesia”. Es un dato de fe: “a los obispos se les encomienda plenamente el oficio pastoral o cuidado habitual y cotidiano de sus ovejas, y no han de ser considerados vicarios de los Romanos Pontífices, ya que gestionan su propia potestad y se les llama muy de verdad líderes (`antístites´: los que están al frente, presidentes, supervisores...) de los pueblos que gobiernan” (LG 27).

“Los obispos locales... debemos ser corajudos y hacer propuestas concretas”
El Papa actual subraya y quiere relacionarse con los obispos desde esta verdad. Hay muchos testimonios. Baste el del obispo brasileño de Xingú, Erwin Kräutler. En visita a Francisco -abril 2014- le planteó la necesidad de proporcionar sacerdotes para sus numerosas comunidades. “El Papa le explicó que él no podía tomar personalmente todo y desde Roma. Nosotros, los obispos locales, que somos los más familiarizados con las necesidades de nuestros fieles, debemos ser corajudos y hacer propuestas concretas”. “Un obispo no debería actuar solo”, le dijo el Papa. “Las conferencias episcopales regionales y nacionales deben tratar de llegar a un consenso sobre la reforma y luego deben traer sugerencias para la reforma a Roma”. “El mismo Papa me habló de una diócesis en México en la que cada comunidad tenía un diácono, pero muchas no tenían ningún sacerdote. Había 300 diáconos así que, naturalmente, no podían celebrar la Eucaristía...”. A Kräutler se le preguntó si ahora dependía de las conferencias episcopales proponer reformas. “Sí,” respondió. “Después de mi conversación personal con el Papa, estoy absolutamente convencido de ello”.

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (13)

14.09.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

Frente a la libertad del Espíritu, “la estupidez de los Gálatas”: “no escuchar con fe”

Buenos propósitos, pero pocas soluciones
No hay temor de que los obispos españoles sucumban a la tentación que “les puede acechar de cubrir la falta de vocaciones con soluciones improvisadas y atajos arriesgados” (discurso inaugural de la última plenaria -16 de abril de 2018-). Por no improvisar, y menos arriesgar, toleran injustas situaciones: desde impedir celebrar a los casados hasta dejar sin eucaristía a las comunidades. La ley celibataria por encima de todo lo humano y divino. Hace años que viene descendiendo “el número de presbíteros y media de edad cada vez más alta”. Siempre buscarán y encontrarán excusas desde “el marco de preparación para el ministerio..., número de seminaristas muy reducido, pocos formadores y profesores...”, hasta el ambiente secularizador... Dice que “buscamos la salida a esta situación personalmente o en grupos de obispos con los colaboradores”. Salida siempre dentro de las leyes actuales, revisables, cuestionables. Auque dice que “es necesario que compartamos como Conferencia Episcopal las inquietudes y temores, las experiencias y esperanzas sobre esta realidad fundamental para la vida y la misión de la Iglesia”, no consta, según el comunicado oficial de la 111ª reunión de la Asamblea Plenaria si lo compartieron y menos si llegaron a alguna conclusión eficaz. Sólo han dicho que “Mons. Joan Enric Vives, presidente de la Comisión Episcopal de Seminarios y Universidades, ha informado sobre los trabajos de redacción para adecuar la formación en nuestros seminarios a las directrices que ha marcado la Congregación para el clero en la Ratio Fundamentalis Institutionis Sacerdotalis. El Don de la vocación presbiteral (diciembre de 2016)... La CEE va a potenciar la formación de los formadores de seminarios..., e impulsará la renovación de la formación permanente del clero”. Ese es todo el riesgo que los obispos van a correr en este asunto.

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (12)

07.09.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

“La llamada de Dios al ministerio presbiteral” no es “llamada de Dios al celibato”

“Crisis de `convocantes´”
“La crisis de vocaciones podría tratarse de una crisis de `convocantes´”, reconoce el cardenal Blázquez en el discurso de apertura de la última Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal: “Durante algún tiempo las tareas más urgentes ocuparon nuestra atención, esperando que la situación fuera coyuntural y se enderezaría pronto. Posteriormente hemos pensado que quizá más que crisis de vocaciones podría tratarse de una crisis de `convocantes´”.
Como los discípulos de Emaús, los convocantes principales -los obispos de la Iglesia- reconocen que “esperábamos que fuera coyuntural y se enderezaría pronto”. Ellos siguen pensando que “Jesús sería el libertador de Israel” (Lc 24, 21), de “su” Iglesia con “sus” leyes incluidas. Siguen soñando que “sus” leyes son divinas, y que hay que imponerlas sin discusión. Así han estado siglos viviendo de las rentas del poder, de la ignorancia, de la buena fe y de la resignación de los convocados. Y aún muchos siguen soñando que la Iglesia “que ellos han fabricado” es la Iglesia “que Jesús quiere”. Y si esto es así, claro que “la crisis de vocaciones es una crisis de `convocantes´”.

>> Sigue...


El silencio de los obispos sobre el celibato (11)

31.08.18 | 10:00. Archivado en CELIBATO HOY

La crisis de los sacerdotes es la crisis del celibato

Me parece lúcido, aunque algo enigmático, este párrafo del discurso del cardenal Blázquez en la última Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española:

“A lo largo del tiempo transcurrido hemos intentado reiteradamente descubrir las causas y las circunstancias de la crisis actual. La palabra crisis significa aquí una mutación grande que exige un discernimiento profundo. Procede de una encrucijada nueva que pone en cuestión el curso habitual. Exige un examen del pasado y es una oportunidad para adoptar las decisiones convenientes, que por aproximaciones y tanteos vamos encontrando. En un tiempo pensamos que la crisis de seminarios podía proceder de la crisis de sacerdotes, ya que nos vimos inmersos en perplejidades sobre el sentido del ministerio que condujeron junto con otras causas a numerosas secularizaciones.”

No sabemos si los obispos trabajaron sobre causas y circunstancias de la crisis actual como propone su Presidente. Y menos si llegaron a conclusiones o pautas de solución. La propuesta del discurso de apertura reconoce el intento “reiterado” de averiguar causas y circunstancias. Es praxis común en las reuniones clericales analizar causas reiteradamente. Pocas veces se llega al actuar efectivo. Hay que aparentar que se trabajan y se está en ello. Saben que las soluciones no dependen de ellos. A la hora de la verdad los cambios eficaces se deciden lejos de los interesados.

>> Sigue...


¿Y LA ABOLICIÓN DEL CELIBATO, CUÁNDO?

24.08.18 | 00:00. Archivado en CELIBATO HOY

Escribe Pepe Mallo

“Inviolabilidad y la dignidad de la persona”
Francisco acaba de dar un significativo paso más en su apertura hacia el Evangelio. Ha decidido reformar el Catecismo para declarar que la pena de muerte es “inadmisible”. Ha justificado el cambio apoyado en el principio básico de que “la pena de muerte atenta contra la inviolabilidad y la dignidad de la persona”. Esta reforma del Catecismo refleja con claridad el intento de Francisco de dar respuesta a las exigencias sociales desde posiciones coherentes con el espíritu del Evangelio y de los tiempos. Con ocasión del 25 aniversario de la Promulgación del Catecismo de la Iglesia Católica, señaló Francisco:

“No basta con encontrar un lenguaje nuevo para proclamar la fe de siempre; es necesario y urgente que, ante los nuevos retos y perspectivas que se abren para la humanidad, la Iglesia pueda expresar esas novedades del Evangelio de Cristo que se encuentran contenidas en la Palabra de Dios pero aún no han visto la luz. Este es el tesoro de las `cosas nuevas y antiguas´ del que hablaba Jesús cuando invitaba a sus discípulos a que enseñaran lo nuevo que él había instaurado sin descuidar lo antiguo. Por eso, no se puede conservar la doctrina sin hacerla progresar, ni se la puede atar a una lectura rígida e inmutable sin humillar la acción del Espíritu Santo”.

>> Sigue...


Domingo, 9 de diciembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Diciembre 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31