El blog de Antonio Piñero

Conclusiones acerca del libro “El Jesús de la historia. Un acercamiento a través del Evangelio de Tomás” (y V)

12.07.17 | 08:15. Archivado en

Escribe Antonio Piñero

Concluyo ya mi reseña empalmando con los dos argumentos expuestos en el día pasado.

3. Respecto a la idea de Riera Ginestar de que Jesús –tras la muerte de Juan Bautista– cambió su idea de reino de Dios ya presente en la tierra y que se convirtió en un dirigente de un movimiento popular aparentemente apolítico y pacífico (aunque desde luego en el fondo subversivo y provocador), debo decir que he discutido larguísimamente en este medio los dos conceptos. Respecto al primero, la idea del reino de Dios según de Nazaret, he dedicado al menos 12 postales específicas sobre el tema desde el 8 /3/ 2013 hasta 21 /6/ 2013 en el Blog.

4. Y respecto a Jesús como mesías, pretendiente regio y su relación con el pensamiento antirromano en el mundo judío del siglo: escribí sobre este tema unas 75 postales en Blog y FBook que comenzaron el 4/1/2017 y concluyeron el 21/4/2017. Ahí, parafraseando y comentando un largo artículo de Fernando Bermejo al respecto, se halla el análisis de los 36 textos de los Evangelios que nos indican –como material que la tradición sobre Jesús no pudo menos que recoger–, por qué no puede pensarse en un Jesús pacifista y apolítico, ni siquiera en apariencia. Desde luego, nuestro autor, Riera Ginestar, insiste en que Jesús era de facto un subversivo y revolucionario…, pero no puedo estar de acuerdo con lo de apolítico y pacifista.

Me detendré un poco más sobre las ideas en torno al reino de Dios según el EvT, y sobre Jesús como personaje apolítico y pacifista al menos después de la muerte de Juan Bautista.

A. Sobre el concepto del Reino: los textos prueba en los Evangelios canónicos que demuestran que el reino de Dios es una entidad absolutamente futura son abrumadores y súper claros después de la muerte del Bautista. He aquí un elenco de textos:

· Mc 1,15; Mc 9,1; Mc 11,9-10; Mc 13,29-32; Mc 14,25; Mc 15, 43;
· Mt 6,10; 8,11-12; Mt 10,7; Mt 10,23; Mt 13,39.40.49; 24,3; 28,20; Mt 24,34;
· Lc 6,20-23; 10,8.12; Lc 11,2; Lc 17,22-23; Lc 24,21;
· 2 Pe 3,10
· Ap 21,1.5.
Hay más pasajes, pero son menos claros.

En contra, los textos de los que puede entenderse que el reino de Dios está ya presente en la tierra son:

· Mc 4,3-9; Mc 4,26-29; Mc 4,30-32
· Mt 13,16-17. 24-30. 31.33.44. 46; Mt 13,47-50; 21,31
· Lc 11,20; Lc 16,16 ; Lc 17,20-21

Indico que la exégesis más plausible de las parábolas del capítulo 13 de Mateo (plato fuerte de la argumentación en pro de que el reino de Dios ya está aquí) es pensar que originariamente –en la mente del que las inventó, Jesús– significaban que los preludios, pródromos, preliminares de un Reino inminente estaban ya entre los oyentes gracias a al proclamación de quien les hablaba. Estas parábolas bien entendidas señalan que esos preludios hacen que la semilla depositada que en el futuro germinará en el Reino será al principio una entidad pequeña, visible, y que crecerá rápidamente.

De ningún modo parecen dar a entender que “el Reino está ya aquí” en el pleno sentido que la exégesis actual le otorga, a saber “un estar aquí”, entre los creyentes, en su interior, espiritualmente, un reino que durará siglos y siglos, y cuya plenitud vendrá fuera del ámbito de la semilla de mostaza en el paraíso futuro. Estamanera de considerar el reino de Dios presente en la tierra parece estar a años luz de lo que pretendía el Nazareno. En todo caso podría pensarse en algo que los judíos tuvieron desde muchos siglos antes de Jesús: la idea del “reinado de Yahvé” sobre el universo. Ese reinado está “siempre presente”, aunque muchos no lo consideren ni quieran saber nada de él. Está dentro de cada uno en la forma de la ley natural y de la conciencia. Y tarde o temprano ese reinado se transformará en un reino efectivo, es decir, en un mundo –todos los pueblos– gobernado por Dios a través de su pueblo elegido.

La posible clave de solución a la clara aporía de los intérpretes modernos entre futuro/presente del Reino (en caso de que se aceptase rotundamente el significado de «llegó» para el pasaje que discutimos) se halla en que los evangelios pueden dar la impresión de un reino de Dios que ha llegado ya sobre la tierra con la presencia de Jesús, el mesías, porque este se hallaba tan convencido de que el final del mundo era tan inminente, que los preludios del Reino podían hacerse visibles en su acción exorcista, en cuanto que el enemigo principal de Dios, Satanás, estaba siendo ya derrotado, en el presente. Los exorcismos y curaciones de Jesús exigían de los contemporáneos una toma de postura en el presente, en cuanto que aceptar la proclamación del Reino era ya disponerse para su venida. En este sentido, la inmediatez obsesiva que se deduce de la proclamación de Jesús podía confundir fácilmente los preludios del futuro inminente con una presencia. Pero el Reino como tal aún no había venido. Este espíritu de Jesús confundió a los evangelistas que presentaron los preludios como una presencia incoada.

Pero ¿fue ese acto involuntario por parte de los evangelistas? No lo creo. En el artículo mencionado señalo por qué Lucas es posiblemente, si no el inventor, sí al menos el que dio el impulso definitivo a la idea de que el reino de Dios está ya presente en la tierra, y que es interior, espiritual: se halla en el ámbito de los corazones de los seres humanos. Escribí lo siguiente;
“Es curioso observar que el único texto que puede resistir en apariencia la navaja de la crítica se halle sólo en el Evangelio de Lucas: 11,20 y quizás 17,20. Y es curioso también que sea este Evangelio en el que se observa con más claridad, sobre todo en la transcripción y acomodación del material apocalíptico de Mc 13, el retraso de la parusía. Lucas hace decir a su Jesús con absoluta claridad: “Pero cuando oyereis guerras y sediciones, no os espantéis; porque es necesario que estas cosas ocurran primero; mas el fin no será de inmediato”. Y es el único evangelio que hace decir también a Jesús “el Reino de Dios está entre vosotros/a vuestro alcance” (Lc 17,20). No es extraño que la iglesia naciente, al sentir que la parusía se retrasaba, encontrase pronto la solución a esta aporía: no hay que esperar un fin inmediato del mundo… ¡porque en realidad el reino ya estaba aquí, con Jesús! La presencia actual del Reino es la gran solución del problema del retraso de la parusía”.

B. Sobre el segundo tema (Jesús pacifista y apolítico) hago una sola reflexión: Riera está de acuerdo en que Jesús deseaba la expulsión de los romanos de Israel de modo que se llevara a cabo la plenitud del reino de Dios…. Y, aunque la expulsión fuera “encargada” de facto a 12 legiones de ángeles (Mt 26,53), ¿Iba a ser una expulsión pacífica y tranquila? Y el mesías era corresponsable de esa decisión; luego no pudo ser de ningún modo apolítico y pacifista.

Y volvamos ahora al libro en sí de Riera Ginestar, independientemente de que no me sienta de acuerdo con algunas de sus tesis: creo que es un libro importante en el panorama de los estudios sobre el EvT en español, y su lectura es absolutamente recomendable como reflexión sobre los textos; sirve para que el lector elabore una respuesta propia, como señala el autor (p. 87), a problemas candentes de interpretación del pensamiento del Jesús histórico. Es, además, muy útil porque en él se encuentran traducidos y ordenados los textos básicos, más antiguos sobre el ideario de Jesús. Enhorabuena al autor, cuya labor es tanto más meritoria porque –aunque ducho en historia– viene de otros ámbitos.

Saludos cordiales de Antonio Piñero
Universidad Complutense de Madrid
www.ciudadanojesus.com


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por galetel 15.07.17 | 18:29

    Exacto, Sofía. Y ¿cómo fue posible que los conocedores íntimos de Jesús, A PESAR DE SU PREDISPOSICIÓN ADVERSA, llegaran a comprender que Jesús NO fue derrotado en realidad, en la realidad última? He ahí el misterio. Porque no cualquier explicación, ni mucho menos, puede dar cuenta de lo que ocurrió a esas más de cien personas que estaban dispersas por distintos lugares de Judea y Galilea, entre las cuales había familiares de Jesús, en particular nada menos que su hermano Santiago. ¿Cuál es la explicación más plausible, que tuviera esos efectos?

  • Comentario por sofía 15.07.17 | 17:43

    Es que está claro que no hay peor ciego que el que no quiere ver ni peor sordo que el que no quiere oir y algunos son especialistas en no enterarse de lo que Jesús dice en sus parábolas. Ahí está la del grano de mostaza como imagen del reino y el parménides de turno que insiste en que o está el arbusto o no está el arbusto, el que esté formándose no le parece posible, el "ya, pero todavía no" del reino ni lo consideran.
    Solo hace falta querer entender lo que se dice. Las verdades profundas son paradójicas, algo que nada tiene que ver con un espíritu sectario ni elitista ni iniciático cuando el que las predica lo hace a campo abierto y se dirige con toda sencillez a los sencillos.
    Y de acuerdo con Galetel, la conservación de su memoria se debe a que no lo consideraron derrotado sino reivindicado como mesías daniélico con la misión divina de traer la plenitud del Reino de Dios. Es por eso que conservaron su memoria, y hay que entenderla en coherencia con ese punto.

  • Comentario por galetel 15.07.17 | 17:37

    Las enseñanzas de Jesús admiten muy diversas interpretaciones, y, de no tener nuestra "base de coherencia", no sabríamos con cuál quedarnos. Pero sí, tenemos nuestra base y gracias a ella sabemos con cuál. No hay duda.

  • Comentario por FERNANDOP 15.07.17 | 15:41

    David Mo

    Si, conozco también esa frase respecto a las parábolas. Sin embargo parece evidente que el significado de las parábolas no es ese, sino eminentemente didáctico, no habiendo huellas de lenguaje críptico ni de ceremonias inicíaticas y si un intentento de difundir la palabra de forma clara y al alcance del pueblo

  • Comentario por galetel 15.07.17 | 09:31

    Los conocedores íntimos de Jesús, a pesar de su predisposición adversa, llegaron a comprender que Jesús NO fue derrotado en realidad, en la realidad última. Nada importa que otros no lo comprendieran, y sigan hasta hoy sin comprenderlo. Los principales conocedores de Jesús, son los que nos interesan. Y ahí nos basamos para preguntarnos y entender cómo fue en vida, según cuentan los evangelios.

  • Comentario por David Mo 15.07.17 | 08:54

    Frnando P: Lea más atentamente lo que escribo. Cuando escribí el comentario que a Ud. tanto le molestó escribí literalmente "(zelote o no)", porque esa no era la cuestión del momento.
    También debe leer los evangelios con más atención: en muchos de sus pasajes se habla de un mensaje reservado a los que le siguen ("No vayan a entenderlo y se salven"). Esto ha dado pie a las cábalas sobre el llamado "secreto marcano" (o como se traduzca) sobre el que Schweitzer sacó jugosas consecuencias ya hace tiempo (miento a Schwaitzer porque lo acabo de leer, pero hay otros muchos -Puente Ojea). Las multitudes, el pueblo que sigue en masa o aclama públicamente a Jesús me parecen una hipérbole hagiográfica que no casa con el desconocimiento documental sobre Jesús el Galileo (= 0).
    Y sigue con el concepto valorativo. Del carácter sectario de un grupo no se deduce necesariamente que sea totalitario. Eso es en el uso popular de la palabra que no estoy siguiendo.

  • Comentario por galetel 14.07.17 | 20:07

    Si Jesús murió derrotado y fracasado, ¿qué más da cómo fue en vida?

  • Comentario por galetel 14.07.17 | 20:07

    Si Jesús murió derrotado y fracasado, ¿qué más da cómo fue en vida?

  • Comentario por FERNANDOP 14.07.17 | 17:58

    David Mo

    Adolece usted de esa incoherencia que achaca a los evangelios. No voy a decir que existen dos davices moras o tres pero a veces lo parece. Bueno ahora Jesús ya no es un celote integrista sino el lider de una secta marginal.
    Sin embargo podemos ver en el evangelio algunos pasajes que parecen desmentir su nueva hipótesis de trabajo.he A diferencia de, por ejemplo, los esenios, Jesús huye de pensar en un grupo hermético, al contrario, continuamente anda mezclándose con el pueblo, cuando no con el populacho. Lejos de arroparse en un grupo de elegidos que tiranizan al resto del grupo se dedica a destacar que los jefes deben servir y que no debe haber entre ellos ni maestros ni discípulos. Lejos de practicar códigos secretos y lenguaje iniciático , como correspondería a un sectario, además huyendo del lenguaje croíptico y el ocultismo propio de las sectas animaba a que todo lo oculto salga a la luz

  • Comentario por FERNANDOP 14.07.17 | 17:56

    David Mo

    Adolece usted de esa incoherencia que achaca a los evangelios. No voy a decir que existen dos davices moras o tres pero a veces lo parece. Bueno ahora Jesús ya no es un celote integrista sino el lider de una secta marginal.
    Sin embargo podemos ver en el evangelio algunos pasajes que parecen desmentir su nueva hipótesis de trabajo.he A diferencia de, por ejemplo, los esenios, Jesús huye de pensar en un grupo hermético, al contrario, continuamente anda mezclándose con el pueblo, cuando no con el populacho. Lejos de arroparse en un grupo de elegidos que tiranizan al resto del grupo se dedica a destacar que los jefes deben servir y que no debe haber entre ellos ni maestros ni discípulos. Lejos de practicar códigos secretos y lenguaje iniciático , como correspondería a un sectario, además huyendo del lenguaje croíptico y el ocultismo propio de las sectas animaba a que todo lo oculto salga a la luz

  • Comentario por galetel 14.07.17 | 10:43

    Santiago proclamó esta fe hasta el día de su muerte, que fue por eso. Su oración se resume en el “marana tha” (“¡Señor nuestro, ven!”), que expresa reconocimiento del señorío único del Jesús resucitado y sentado “a la derecha del Padre”, que viene entre las nubes de la Divinidad, y está viniendo, y vendrá, a redimir al mundo.
    Los cristianos adherimos a esta fe, y sacamos las consecuencias lógicas y morales de nuestra adhesión. Para esto nos sirve el NT, e incluso algo de fuera del NT, en todo lo que sea coherente con ello.

  • Comentario por galetel 14.07.17 | 10:36

    Según los DATOS que tenemos, y las deducciones lógicas más plausibles a partir de ellos, los conocedores íntimos de Jesús –de entre los cuales voy a considerar aquí a su hermano Santiago- murieron creyendo haber entendido al fin quién era Jesús. Pero no se basaron en su conocimiento de Jesús en vida, pues así no lo habían comprendido –Santiago pensó que Jesús estaba “fuera de sí”- sino en una experiencia extraordinaria que tuvieron después de la atroz crucifixión.

    Fuese como fuese esa experiencia –Santiago habrá estado en Galilea, lejos de los discípulos, a quienes apenas habría conocido, si acaso- tuvo que suscitar en ellos la certeza moral de que Jesús era, y había sido, el Mesías daniélico de Dn 7, 13-14. No pudo ser una deducción puramente teológica, puesto que ellos no eran teólogos sino hombres sencillos, casi analfabetos; tuvieron que creer que lo habían visto y percibido empíricamente.

    No se explica de otro modo la firmeza tan extrema de su fe. Santi...

  • Comentario por sofía 14.07.17 | 09:02

    Pues esa imagen de "líder sectario radical" tan moderno y fuera de su tiempo que aporta DavidMo nada tiene que ver con un judío integrista o celote al uso del siglo I. Pero tampoco tiene nada que ver con Jesús si tenemos en cuenta el conjunto de sus enseñanzas.
    Nos deja en la disyuntiva clásica de elegir entre si Jesús era un loco o un sabio, y a la vista de las características de sus enseñanzas parece claro que era un sabio de su tiempo y no un loco del nuestro.

  • Comentario por galetel 14.07.17 | 08:55

    Para contrarrestar una visión equivocada del Jesús prepascual, es necesario haber establecido una base de coherencia desde el Jesús pospascual. Esto no es raro, porque fue exactamente lo que hicieron históricamente los conocedores de Jesús que no lo habían comprendido en vida, en contra de su predisposición adversa. Los evangelios posteriores fueron escritos desde la fe en Jesucristo. El PRIMER DATO sobre Jesús es el “marana tha” de 1 Cor 16, 22, y a partir de ahí el himno prepaulino de Filipenses 2, 6-11, nuestra base de coherencia para entender al Jesús prepascual.

  • Comentario por David Mo 14.07.17 | 08:02

    Fernando P, Déjese de peteneras y fandangos que parece que no me ha entendido: Jesús era el líder de una pequeña secta judía. Su visión del Reino de Dios era radical, es decir, se oponía de manera frontal a las autoridades judías -contra las que despotrica continuamente- y la corrupción moral de su tiempo. Se enfrenta a las autoridades romanas, porque su visión de las cosas no parece muy compatible con el Imperio pagano. Todo esto se desprende de los mismos evangelios -que fueran veraces o no es otra cuestión-. Eso es lo que llamo ser un líder sectario radical. Este tipo de lideres suele captar a sus adeptos enfrentándolos a las instituciones y procurando su adhesión exclusiva. Esto es una característica de casi todos los movimientos de este tipo y explica el desapego de Jesús por su propia familia y las exigencias de una fidelidad exclusiva a su persona. De los pasajes evangélicos en los que se refleja esta oposición no hay que sacar más consecuencias. .

  • Comentario por FERNANDOP 13.07.17 | 23:28

    David Mo

    Es que se va usted por peteneras. Otra vez discutiremos si era sectario o no. Le he puesto ejemplos que desmienten la visión integrista-celosa de Jesús. No mezclemos churras con merinas

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 13.07.17 | 21:06

    ....por Dios en signo de redención-reconciliación y de una nueva creación.

    Los textos que por aproximación denominaré crónicas acerca de la vida de Jesús reciben el nombre de evangelios, buena noticia.Básicamente a todo el conjunto del NT corresponde tal denominación,unívocamente expresada y proclamada. Desde luego, no toca a una historiografía cientifica de corte racionalista-positivista avalar ni confirmar dicha "buena noticia",incluso resultaría contraproducente el que se propusiera hacerlo así, ahora bien,la pregunta es si ha de tener como objetivo el desmentirla para que todo quede atado y bien atado en el buen orden de la estricta racionalidad,y la cuestión es en paralelo si resulta de veras conforme a la propia racionalidad científica el haber de recurrir para ello a hipótesis y especulaciones "per se " indemostrables acerca de invenciones "sacadas de la manga",de mentiras más o menos flagrantes,etc.,y,sobre todo,recurrir de continuo al contratexto.

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 13.07.17 | 20:48

    El texto,o el conjunto de textos que conforman el NT ,constituyen en sí mismos un dato,no por supuesto un dato en cuanto a hecho verificable empíricamente sino en cuanto a referencia única con la que contamos a la hora de intentar dilucidar el que llamo hecho Cristo por mor de que lo que en tales textos se aduce va más allá del personaje individual Jesús,bien que él represente el eje y motivo central. Incluso el interés princpal del Ev de Tomás reside en su relación-contraste,con los textos neotestamentarios mucho más que en sí mismo

    El NT constituye igualmente en sí un sistema,con su diversidad de enfoques y sus puntuales discrepancias,contradicciones o cabos sueltos,pero de hecho no se dan en él realmente incompatibilidades entre los textos que lo componen. La redacción de éstos está presidida por una premisa única y unívoca, el Ungido de Dios,que proclomó como heraldo de él el Reino,que padeció cruz bajo el poder de Poncio Pilato,ha sido resucitado por Dios...

  • Comentario por GIORDANO BRUNO 13.07.17 | 19:38

    Padre. Y lo dice él cuyo padre sus paisanos desconocen. Por estos tres puntos básicos, que vive de manera intensa y dando ejemplo, es decir palabras y hechos se ajustan perfectamente. De ahí viene que el conjunto de una coherencia inigualable. A nadie dice que le adoren, ¡¡¡eso sería fácil!!!, sino : que le sigan.....Y ese es el gran problema que engendra en su tiempo , y en todos los tiempos. Lo matan por eso. Es que no miente, es que vive las palabras, que no
    son flatus vocis, pone tres parábolas, como síntesis de humanidad. La del samaritano. La del hijo pródigo. Y la de los vendimiadores.No se puede decir más claro. No se puede describir "al Padre de manera más sencilla". Y un sentido de la justicia que repatea a muchos "creyentes". ¡¡¡Qué fáciles de comprender¡¡¡ Qué difíciles de hacer!!!Claro, luego vienen los teólogos, y nos hablan de un Dios, al que nadie ha visto pero que ellos conocen tan bien. Palabras, y más palabras sobre la naturaleza de Cristo y su madre.

  • Comentario por GIORDANO BRUNO 13.07.17 | 19:36

    Padre. Y lo dice él cuyo padre sus paisanos desconocen. Por estos tres puntos básicos, que vive de manera intensa y dando ejemplo, es decir palabras y hechos se ajustan perfectamente. De ahí viene que el conjunto de una coherencia inigualable. A nadie dice que le adoren, ¡¡¡eso sería fácil!!!, sino : que le sigan.....Y ese es el gran problema que engendra en su tiempo , y en todos los tiempos. Lo matan por eso. Es que no miente, es que vive las palabras, que no
    son flatus vocis, pone tres parábolas, como síntesis de humanidad. La del samaritano. La del hijo pródigo. Y la de los vendimiadores.No se puede decir más claro. No se puede describir "al Padre de manera más sencilla". Y un sentido de la justicia que repatea a muchos "creyentes". ¡¡¡Qué fáciles de comprender¡¡¡ Qué difíciles de hacer!!!Claro, luego vienen los teólogos, y nos hablan de un Dios, al que nadie ha visto pero que ellos conocen tan bien. Palabras, y más palabras sobre la naturaleza de Cristo y su madre.

  • Comentario por GIORDANO BRUNO 13.07.17 | 19:36

    Padre. Y lo dice él cuyo padre sus paisanos desconocen. Por estos tres puntos básicos, que vive de manera intensa y dando ejemplo, es decir palabras y hechos se ajustan perfectamente. De ahí viene que el conjunto de una coherencia inigualable. A nadie dice que le adoren, ¡¡¡eso sería fácil!!!, sino : que le sigan.....Y ese es el gran problema que engendra en su tiempo , y en todos los tiempos. Lo matan por eso. Es que no miente, es que vive las palabras, que no
    son flatus vocis, pone tres parábolas, como síntesis de humanidad. La del samaritano. La del hijo pródigo. Y la de los vendimiadores.No se puede decir más claro. No se puede describir "al Padre de manera más sencilla". Y un sentido de la justicia que repatea a muchos "creyentes". ¡¡¡Qué fáciles de comprender¡¡¡ Qué difíciles de hacer!!!Claro, luego vienen los teólogos, y nos hablan de un Dios, al que nadie ha visto pero que ellos conocen tan bien. Palabras, y más palabras sobre la naturaleza de Cristo y su madre.

  • Comentario por GIORDANO BRUNO 13.07.17 | 19:12

    ¡¡¡Cuanta importancia a las cartas de Saulo, por Dios!!!Saulo cree en Adán y Eva, y por tanto en el pecado original, que con Agustin, son los dos baluartes de semejante patraña. El creacionismo es un mito. Y la evolución es la teoría más plausible, hoy, mientras no se demuestre lo contrario. Por tanto todo lo que escriben tanto uno como otro son inválidas. ¿A qué discutir?. El Cristo es un invento del judaísmo. Llegan a llamar a CIRO, el Cristo. ¡¡¡A Ciro!!!. No hay opción : Solo hay un Jesús de Nazaret, en Galilea.Todo lo que fabula Lucas es eso; fabulación. Y Jesús es el hijo de María. Y lo saben muy bien sus paisanos cuando les habla en la sinagoga, y sus parientes le toman por loco. Y por poco lo despeñan. Y en el año que duró su predicación, opino como José Mª Castillo, insiste en tres temas básicos:lº La salud de los seres humanos. 2º La alimentación compartida. Y 3º Las relaciones humanas. Y lo refiere como lo deseado por Dios y dice que él es el unico que puede ser llamado <...

  • Comentario por sofía 13.07.17 | 18:43

    Y a los que imaginan derrumbes de castillos de naipes, esa será su percepción. La opinión de Santiago, como la de Pablo, las encuentro aceptables tal como están, pero si fuera otro el caso, diría que lo mismo me da que me da lo mismo. No necesito que nada sea de una manera determinada, simplemente creo que las cosas son como son porque no encuentro motivos para pensar que sean de otra manera.

  • Comentario por David Mo 13.07.17 | 18:40

    Fernando P: Necháyev no era comunist, en el sentido de la socialdemocracia rusa. Era anarquista, conectado con Bakunin. Lo puse como ejemplo de una constante en todo sistema sectario de oposición: la exaltación de la unidad del grupo contra las instituciones, la ruptura de los vínculos "naturales". El Invicto Caudillo no era un sectario. Era un militar golpista, que es otra cosa.
    Digo "sectario" sin matiz peyorativo. De secta o grupúsculo disidente radical, si quiere.

  • Comentario por sofía 13.07.17 | 18:37

    El que ve contradicción entre la carta de Santiago y las de Pablo es que no ha acabado de entender a uno ni al otro. Y otra manía que tienen ustedes es que en una carta en la que se tratan problemas concretos tiene que aparecer un tratado de la doctrina completa de una comunidad. No se ve por qué. Pero sobre esto de las obras y la fe ya hemos hablado más abajo y creí que había quedado claro que el común denominador de las dos cartas es la consideración de que se trata de la fe en el amor y de las obras de amor, no de obras legalistas ni de una fe muerta sin amor manifestado en obras.
    Pero no creo que el tema sea ese, y creí que estaba zanjado, pues ya dijeron varios comentaristas que esa ficticia oposición a Santiago es una malinterpretación por su parte. Vd sigue en sus trece y es muy dueño, pero no le demos más vueltas, simplemente no estamos de acuerdo.
    Y a los Parménides del está o no está: en un grano de mostaza q germina está ya presente el arbusto.

  • Comentario por galetel 13.07.17 | 18:37

    Abraham:
    Eso lo dice Vd., pero yo pregunto por la fecha más aceptada por los estudiosos, p.e. A. Piñero.

  • Comentario por Abraham S. 13.07.17 | 18:16

    La carta de Santiago fue escrita antes del año 62 d.C.

  • Comentario por FERNANDOP 13.07.17 | 17:17

    También conviene recordar lo que acabo de citar párrafos abajo. Jesús pretende descolocar la realidad cómoda del judio tradicional. No va contra la institución familiar. Le está diciendo que el reino es MAS importante que todo, incluso lo mas querido. Y que el apego nos aleja de el.

  • Comentario por FERNANDOP 13.07.17 | 17:15

    David Mo

    Lo que dice usted es radicalmente falso. Vea lo que era para los nazis o para Francisco Franco la institución familiar, por ejemplo. Pero ahora mismo no me interesa que concepto de familia tenía un revolucionario comunista ruso. Me interesa cual tenía un zelote judio del siglo primero, o esos judios a los que ustedes quieren adscribir al nazareno. Y no era el de Jesús, por supuesto. Así que no se vaya por las ramas

  • Comentario por galetel 13.07.17 | 17:13

    ¿Cuál es la datación más aceptada para la Epístola de Santiago?

  • Comentario por Abraham S. 13.07.17 | 17:05

    Elías, aunque Galetel y otros no quieran verlo está ahí, delante de sus narices, el hecho de que en la epístola de Santiago:

    a) No se hace encomio alguno de Pablo, sino que se denuesta su doctrina de la salvación por la fe sin obras (se diga lo que se diga y se maquille como se quiera).

    b) No se hace referencia a la divinidad de Jesús para nada. De hecho, si se suprimen las dos magras alusiones a Jesucristo que hay en la carta, el contenido de ésta fluye sin problemas. Es decir, seguramente esas alusiones son interpolaciones posteriores en una carta para la cual el Señor es sólo uno, Yahvé.


  • Comentario por Elias 13.07.17 | 16:18

    El problema galetel esta cuando las plausibilidades solo pueden ser de una indole para que cuadren con sus preconceptos. Imaginemos que de repente se encuentre un escrito autentico de Santiago el Justo dando sus parabienes al cristo de la fe de Pablo y que va a ser lapidado por su adhesion al mesianismo danielico de su hermano.Pues vale ..el mundo sigue girando y no pasaria na(otra cosa seria si se demostrara como cierta la resurreccion/apariciones de un ser difunto... aqui la ciencia se pondria boca abajo..). Pero si fuera al reves esta misiva de Santiago,
    denostando a Pablo o negando la divinidad de su hermano.. Vd. (y algunos ) tendrian un derrumbe de castillo de naipes.

  • Comentario por Socarrón 13.07.17 | 14:40

    Pongamos un ejemplo...Imaginemos que Pablo de Tarso es otro Pablo, el de los círculos morados (ya me entienden) y que Jesús resucitado es el chavismo-madurismo y su milagro bolivariano donde todo lo que reluce es oro, de manera que Venezuela, según sus cartas/mítines es un Eldorado socialista y democrático...Sigamos imaginando y consideremos que la prensa libre es la hipotética comunidad "Q" galilea y otras comunidades judeocristianas y para ellas el Jesús de carne y hueso es un régimen dictatorial y criminal que mata de hambre y a tiros a sus ciudadanos pero sus noticias son censuradas por el primer grupo que controla los medios de comunicación de España... ¿Qué DATOS serían en este caso los fiables? ¿Qué versión pasaría a la posteridad como histórica?Piensen, piensen.

  • Comentario por galetel 13.07.17 | 13:47

    Cuando no es posible obtener certezas, obtener lo más plausible es lo que debe hacerse, y adherir a ello. Justo lo contrario de sembrar dudas y confusión para intentar impedirlo.

  • Comentario por Elias 13.07.17 | 13:06

    Igual Pablo y Josefo no trataron de engañar ...aunque uno por ser parte intetesada en el relato y el otro por posibles manipulaciones^interpolaciones ..bien se podria dudar de ello. .Pero y galatel ,no estara trando de engañar/se aplicando su teologia del s XXI a la historia del s.I ? Por supuesto de buena fe....

  • Comentario por galetel 13.07.17 | 12:31

    En este caso concreto, David Mo, lo que escribieron Pablo y Josefo, cada uno por su lado, es digno de ser considerado DATO suficiente acerca de lo que plausiblemente ocurrió; porque ninguno de los dos autores tenía interés particular en engañar y ser descubierto. Este es el método posible cuando se trata de documentos antiguos que son las únicas fuentes de donde hay que deducir la historia.

  • Comentario por David Mo 13.07.17 | 12:07

    La frase de la familia es la clásica afirmación del sectario (zelote o no) que se enfrenta a las instituciones que trata de derribar. Véase por ejemplo, Necháyev. Sí, Sergei Gennádievich Necháyev. He venido a poner la espada entre hermanos, deja que los muertos entierren a los muertos, etc., etc.

  • Comentario por David Mo 13.07.17 | 12:02

    La diferencia entre un historiador y un exegeta está en que el primero considera los textos como datos acerca de quienes los escribieron, mientras que el segundo asume acríticamente que lo que está escrito es un dato de lo que ocurrió.
    Para pasar del dato a una interpretación sobre hechos el historiador va con suma cautela y jamás confunde datos con interpretaciones. Es más, muchas veces tendrá que confesar que los datos no permiten interpretar hechos con fiabilidad. Si eso es el "escepticismo", el verdadero historiador es un escéptico.

    Fernando P: Ya. "Pepe está aquí, pero lo estamos esperando". Esta es una manera metafórica de hablar que confunde más que aclara. Lo mismo que las sucesivas informaciones sobre la hora de llegada del tren de Calasparra. "Ahora", "dentro de nada", "quién sabe", "va para largo"... ¡Menudo servicio de Renfe eran los evangelistas! Como para fiarse de ellos.

    ¿No será más fácil pensar que son visiones opuestas y mezcladas?

  • Comentario por galetel 13.07.17 | 10:22

    Las ideas de Jesús pueden haber sido muy acertadas, pero, por eso mismo, lo mataron. ¿Y de qué sirven las ideas acertadas a los que han muerto? A los vivos sí, tal vez, mientras viven. Aunque los que vivimos vamos a morir, y amamos a muchos de los que ya murieron. ¿Entonces?

  • Comentario por FPRIEGO 13.07.17 | 10:10

    Muchas frases de Jesús tienen por objetivo romper la realidad del oyente, sacarle de su zona de confort para mostrarle la realidad desnuda de prejuicios y condicionamientos. Es algo que de forma distinta y distante también practican los maestros Zen, donde encontramos en algunas reflexiones curiosos paralelismos(en lo de volverse niño, por ejemplo)

Solo se muestran los últimos 40 comentarios

Lunes, 20 de noviembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Noviembre 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930