El blog de Antonio Piñero

El mito de Jacob que lucha contra Dios. “Compartir. Preguntas y respuestas” (246)

17.06.17 | 08:23. Archivado en Biblia en general,

Escribe Antonio Piñero

Pregunta:

Estimado doctor Piñero; hay un pasaje de la biblia que creyentes de todo el mundo discuten con incredulidad en los foros de internet y es el pasaje donde supuestamente Jacob lucha contra Dios y le vence. No queda claro si es un ángel al que vence o si es el mismisimo Dios. La biblia de Jerusalem dice en Génesis, 32 «En adelante no te llamarás Jacob sino Israel; porque has sido fuerte contra Dios y contra los hombres, y le has vencido.» \" Sería tan amable de aclarar si esta traducción es precisa y si se puede afirmar realmente que es a Dios a quien venció Jacob y no uno de sus ángeles? Gracias de antemano. Un saludo cordial.

Respuesta:


Es un pasaje muy antiguo y de carácter antropomórfico; naturalmente es impensable hoy día. Todo es simbólico. Pero es Dios realmente el que lucha en el pensamiento del autor. Lo que ocurre es que en las diversas ediciones que este texto ha sufrido durante siglos se ha sustituido en ocasionas, pero no regularmente, el nombre de Dios (en realidad impronunciable) por el “ángel de Dios” o simplemente por “un ángel”. Lo mismo ocurre en el episodio de la aparición de Dios a Abrahán en la encina de Mambré: los tres ángeles son una representación simbólica de Dios mismo: Gn 18.

Pregunta:

Estimado Sr, D. Antonio Piñero: No sé si es posible que atienda usted consultas de la naturaleza de la que yo quiero hacerle. En todo caso, ante la posibilidad de que así sea, de antemano le doy las gracias. He visto que hay autores que niegan la existencia de Jesús de Nazaret como personaje histórico. Me gustaría saber, mas allá de las creencias religiosas, qué le diría usted a alguien que afirme que Jesús de Nazaret no existió. Muchas gracias. Reciba un cordial saludo.

Respuesta:

Me lo han preguntado tantas veces… y he dirigido un libro sobre el tema…

Primero le paso los lugares donde puede consultar respuestas (Vaya por favor, a mi Blog, y utilice el calendario o el buscador para encontrarlas.

-Jesús, existencia histórica (C, PyR, 27 abril 2014, FB)

-Jesús, existencia histórica (C, PyR, 29 julio 2014, FB)

-Jesús, existencia histórica (C, 10 febrero 2015, Blog/FB)

-Jesús, existencia histórica (C, 25 marzo 2015, Blog/FB)

-Jesús, existencia histórica (C, PyRespuesta 7 mayo 2014, FB)

-Jesús, existencia histórica a través de los evangelios (C, PyR, 3 agosto 2014, FB)

-Jesús, existencia real (C, 7 octubre 2014, Blog/FB)

El libro es el siguiente:

¿Existió Jesús realmente? El Jesús de la historia a debate, Editorial Raíces, Madrid 2009, 350 pp. ISBN 978-84-86115-64-7.

Pregunta:

Estimado profesor Con motivo del aniversario de un gran profesor y amigo salesiano, entre dos amigos manitas le estamos haciendo un vaso sencillo del tipo q pudo usarse en la última cena y quería ponerle una pequeña inscripción en el arameo q utilizó Jesús. Algo así como..esta es su sangre, algo así. Buscando encontré...así en la tierra como en el cielo...pero me parece muy semítico árabe, comparando con alfabetos de arameo antiguo muy diferente....pero además veo otro montón de lenguas...cananeo, siriaco...imagino dialectos. Podría ayudarme con esa frase ...esta es su sangre...en el arameo escrito mas común para Jesús y los suyos? Gracias por su ayuda, en este caso, y por compartir su sabiduría, tan interesante como amena en sus exposiciones.

Respuesta:

Le envío lo que me pide, pero con la advertencia de que ningún historiador serio e independiente del cristianismo primitivo cree que esas son palabras del Jesús histórico, sino una interpretación paulina.

Consulte, por favor y si le es posible, mi libro, “Guía para entender a Pablo. Una interpretación del pensamiento paulino”. Editorial Trotta, Madrid, 215. (Hay versión electrónica; consulte, por favor, la Página Web de la Editorial).

“Esta es mi sangre”: זה הוא דמי

Saludos cordiales de Antonio Piñero
Universidad Complutense de Madrid
www.ciudadanojesus.com


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por Moisés 19.06.17 | 17:22

    RAWANDI (18.06.17/21:15):

    Lo sustancial es la verdad. Y Vd. la ignora. Y yo. Aunque Vd. afirma rotundamente lo que no sabe.

    Cosa distinta es que Vd. dijera, por ejemplo: me parece, en lo que yo deduzco, por lo que he leído, teniendo en cuenta que no he podido comprobar (ni podrá mientras no muera, al menos -añado yo-) creo más razonable, etc.

    Cuestión de creencia, con más o menos fundamentos para cada cual. Pero no se puede afirmar lo que no se sabe.

    Lo demás que dice, adornos para salir del paso. Innecesarios.

  • Comentario por Moisés 19.06.17 | 15:20

    GALETEL (18.06.17/23:51): RAWANDI no sé si lo sabe pero don ANTONIO PIÑERO, sí, de sobra.

    La clave de este asunto, en concreto, no es la ignorancia (que en algún caso -no sé si en RAWANDI- podría corregirse estudiando y pensando).

  • Comentario por galetel 18.06.17 | 23:51

    Ya lo he comentado profusamente: Opino que para resolver sus dudas (¡que no certezas!) un rawandi o un piñero, etc,, tendrían que plantearse seriamente si SABEN qué clase de experiencia extraordinaria pudo conducir a Santiago a creer tan firmemente que su hermano Jesús era el Mesías daniélico, similarmente a otras más de cien personas que estaban en esos momentos en lugares distantes entre sí. De la respuesta que consideren más plausible, dependerá la adhesión que les resuelva sus dudas, si es que no las suponen ya resueltas por adherir previamente a ciertos sesgos y axioma/dogma, que no debieran.

  • Comentario por Rawandi 18.06.17 | 21:15

    Moisés, simplemente hay que aplicar el método científico (la observación racional), que es el método idóneo para poner límite al autoengaño. Como dice el Prof. Piñero, negar la existencia de Jesús plantea al historiador muchos más problemas de los que resuelve. En cuanto a Jesucristo, al tratarse de un personaje sobrenatural, resulta que es la afirmación de su existencia la que plantea muchos más problemas de los que resuelve.

    Quien prescinde del método científico y opta por dar saltos de fe puede llegar a creerse cualquiera de las patrañas en las que dicen basarse las numerosas religiones que existen actualmente.

  • Comentario por Moisés 18.06.17 | 17:00

    Con su característico desparpajo y seguridad, RAWANDI (17.06.17/12:25) nos dice que "Jesucristo no existió. únicamente existió el hombre Jesús". Que no sé CÓMO LO SABE: lo uno y lo otro.

    Aunque hace unos pocos días ya nos "orientó":

    "... la capacidad HUMANA para el autoengaño es prácticamente ilimitada".

    CREO que RAWANDI es HUMANO, por lo tanto...


  • Comentario por sofía 18.06.17 | 09:40

    Excelentes comentarios de Galetel.

  • Comentario por Rawandi 17.06.17 | 12:25

    Jesucristo no existió. Únicamente existió el hombre Jesús. Para creer en Jesucristo hace falta dar un enorme salto de fe, contraviniendo descaradamente el método científico.

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 11:02

    en que lo beba nuevo en el Reino de Dios.” Todo fue para comunicar a sus discípulos el sentido redentor que él entendía a su muerte anunciada, según las Escrituras; no para instituir la eucaristía, por supuesto, ni, mucho menos, el kiddush rabínico.

    La “explicación” de Piñero es simplemente una muestra más de su “sesgo simplista” (sostener que el “Jesús histórico” fue un simple rabino fracasado, y el “Cristo de la Fe” un simple teologuema paulino.)

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 11:01

    No hay que confundir la institución rabínica posterior con el kiddush que formaba parte de la Cena Pascual judía en la época de Jesús (“Séder de Pésaj”). En la cena pascual había cuatro copas de vino; el kiddush o brindis se hacía con la primera copa, antes de comer. La tercera copa de vino, que se bebía después de comer, conmemoraba la sangre del Cordero del Éxodo.

    La cena de despedida de Jesús no pudo ser una cena pascual estricta, porque los corderos rituales se inmolarían al día siguiente. Tuvo que ser una cena pascual modificada, sin cordero, adelantada a la noche anterior. Pero se comió al menos pan en lugar de cordero. Al partir y repartir el pan, Jesús dijo: “este es mi cuerpo que se entrega por vosotros”. Después de comer el pan, en la tercera copa, Jesús dijo: “esta es la copa de la nueva Alianza en mi sangre”. Y ya en la bendición final, después de beber la cuarta copa, Jesús dijo: “Yo os aseguro que ya no beberé del producto de la vid hasta el día en que lo be...

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 11:00

    lo modificó Jesús, con pan y vino a falta de cordero, para simbolizar el sentido redentor de su muerte inminente. Algo perfectamente posible.

    Evidentemente, lo que hizo Jesús en su última cena NO fue instituir el sacramento de la Eucaristía (acción de gracias pospascual con presencia y comunión del Resucitado). Fue interpretar y transmitir a sus discípulos el sentido redentor que él asignaba a su próxima muerte, en los términos simbólicos del Cordero Pascual judío cuya fiesta adelantaba.

    Este fue, sin duda, el núcleo de la posterior “Cena del Señor”, una cena conmemorativa a la que se añadiría el sentido de comensalía comunitaria, conmemorando también la “comensalía del Reino” practicada por Jesús como anuncio y signo anticipatorio del banquete escatológico.

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 10:58

    [Piñero:] “ningún historiador serio e independiente del cristianismo primitivo cree que esas son palabras del Jesús histórico, sino una interpretación paulina.”

    [Comento:]
    La tercera copa de la cena pascual judía (séder de pésaj), que se toma después de la cena, era la copa de redención, para recordar el derramamiento de la sangre del cordero que identificó los hogares de los israelitas ante al paso del angel exterminador en Egipto. Jesús, como oficiante, seguramente la ofreció a sus discípulos añadiendo al ritual tradicional un texto parecido al de 1 Cor 11,25: «Esta copa es la Nueva Alianza en mi sangre.»

    No fue una cena estrictamente pascual; no podía serlo, pues los corderos rituales se matarían al día siguiente; pero fue una cena de despedida solemne, con la estructura de una cena pascual adelantada una noche y modificada; digamos una cena “para-pascual”. El simbolismo del Cordero Pascual (que era lo central de la Cena judía), lo modificó Jesús, con...

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 10:05

    sin embargo la Redención es y era el verdadero objetivo, en último término, de su Creación.

    ……

    Dios es Redentor desde “antes” de ser Creador, y ya había decidido pagar el precio de amarnos en su Cristo. Y así lo hizo. Nos lo había dicho alegóricamente –a mi parecer- en esos relatos bíblicos sobre “el carnero que sustituyó a Isaac en el sacrificio exigido por Dios”, “la lucha de Jacob contra el ángel de Dios”, y “el cordero pascual que salva del ángel exterminador de Dios”.

    Nótese que el carnero es sacrificado, Jacob sufre una herida, y el cordero pascual es inmolado, comido, y su sangre utilizada para señalar las puertas de los salvos. Pero el carnero, Jacob, y el cordero, son DE Dios, provienen DE Dios Redentor, para pagar a Dios Creador el precio de amarnos. Siendo el Dios Redentor el mismo que el Dios Creador, pero en momentos distintos de su Plan.

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 10:03

    En la Creación, la vida individual y social humana está sometida a sacrificios (males físicos: catástrofes, calamidades, enfermedades, trabajos arduos, sufrimientos, muertes), y propensa a males morales (crímenes y culpas). Es ínfima y efímera, no obstante los muchos gozos, disfrutes y alegrías. Todas estas limitaciones y culpas, conjuntamente, constituyen el “Pecado del mundo”, en terminología bíblica.

    Pero Dios no es únicamente el Creador; también es el Redentor. Esta es la visión nueva (NT) de que carecía, aunque la preparaba, la antigua (AT). Desde “antes” de la Creación, Dios siente compasivamente el sufrimiento de sus criaturas, y se solidariza con su precariedad, para salvarlas y hacerlas partícipes de su Vida eterna.

    Su Redención la ejecuta mediante su Cordero, Jesucristo, que representa plenamente su solidaridad salvadora. Y lo hace sin atropellar su Creación, dentro pero más allá de ella, “a contrapelo” de ella en cierto modo; sin embargo la Redenci...

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 10:00

    Él es Redentor “antes”, hablando ontológicamente, no cronológicamente, de ser Creador. O, dicho de otra forma, ha sido Creador “porque” quería ser Redentor. La Nueva Creación es la completitud de la Creación, pero ya estaba “desde el principio” en la intención de Dios.

    La Creación conlleva “cruz”, porque el Creador tuvo que admitir la posibilidad del mal que desgraciadamente se realiza junto con el bien. Desde “el principio” Dios Redentor asumió esa cruz en vistas a realizar su intención final, que era la Nueva Creación de la Paz y de la Gloria, con la autonomía y la libertad presentes indispensablemente en ella.

    Asumió esa cruz no sólo desde lejos, desde arriba, o desde fuera, sino también sobre Sí mismo, literalmente. Ahí está el detalle.
    Y si no fuese por ese “detalle” no habría Nueva Creación. Porque Dios Redentor crea con todo su Amor.

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 09:58

    “Y habiéndose quedado Jacob solo, estuvo luchando alguien con él hasta rayar el alba. Pero viendo que no le podía, le tocó en la articulación femoral, y se dislocó el fémur de Jacob mientras luchaba con aquél. Éste le dijo: ‘Suéltame, que ha rayado el alba.’ Jacob respondió: ‘No te suelto hasta que no me hayas bendecido.’ Dijo el otro: ‘¿Cuál es tu nombre? –‘Jacob.’- ‘En adelante no te llamarás Jacob sino Israel; porque has sido fuerte contra Dios, y a los hombres los podrás.’ Jacob le preguntó: ‘Dime por favor tu nombre.’ –‘¿Para qué preguntas por mi nombre?’ Y le bendijo allí mismo.”

    Hay “un” Dios que premia a Jacob como vencedor (a costa de una herida) de la lucha con su ángel, es decir contra el “otro” Dios. ¿Hay dos Dioses? No, evidentemente, según mi fe cristiana..

    Pienso que son dos concepciones de Dios que aparecen como diferentes y sucesivas a nuestro punto de vista humano necesariamente temporal. Pero para Dios no rige el tiempo. Él es Redentor “ant...

  • Comentario por galetel 17.06.17 | 09:56

    La verdad de la Redención ha vencido, “a contrapelo” de la verdad de la Creación.

    Jacob ha vencido en la lucha contra el Ángel (aunque a costa de una herida).

    ……

    La Ruah nos defiende del mal; no nos evita la Cruz, la convierte en Luz.

    La Luz ilumina la noche para que la Redención, en larga lucha con la Creación, consiga arrancarle su bendición a costa de una herida.

Jueves, 29 de junio

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Junio 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930