El blog de Antonio Piñero

Hay otros patrones de recurrencia totalmente opuestos al que se propone. “Jesús y la resistencia antirromana”

27.03.17 | 09:33. Archivado en Jesús histórico,

Foto: Josep Montserrat llevó al extremo la interpretación de este patrón de recurrencia en su obra “El Galileo armado”, ensayo muy discutible.

Escribe Antonio Piñero

Seguimos intentando responder a las dificultades planteadas por los lectores o por otros a la hipótesis de un “Jesús sedicioso” y sus consecuencias. Otras de las dificultades formuladas contra esta serie es que “Igualmente se pueden construir otros patrones de recurrencia. Y algunos otros presentan resultados totalmente diferentes respecto a la valoración de Jesús a los formulados en esta serie”.

Mi respuesta ha sido dada ya en parte, pero la repito: Preséntense esos patrones y se discutirán con la mayor objetividad posible. En segundo lugar, el patrón actual que discutimos recoge ciertamente textos de todo el conjunto y partes de los Evangelios, pero especialmente de la historia de la Pasión. Es precisamente en esta sección donde se encuentran reunidos el mayor número de inconsistencias e improbabilidades de todo el Evangelio en su conjunto. Aceptamos que algunos de los puntos recogidos son discutibles; hay gran controversia entre los estudiosos; pero el número de textos e indicios, treinta y cinco o treinta seis, es tan grande que este patrón no puede rechazarse sin más.

Es cierto que muchos de los puntos están esparcidos por los Evangelios y pueden pasar desapercibidos, pero la “unión hace la fuerza”. El que niegue la evidencia, por sí misma, de este patrón tiene que presentar otro en contra y con la misma solidez. Y piense que los puntos de este patrón pertenecen a todos los géneros literarios (dichos de Jesús; sumarios de los evangelistas; exorcismos; manifestaciones de Jesús mismo o sus seguidores o de los adversarios, etc.). Por tanto, este patrón goza de “atestiguación múltiple”.

Por último: el examen a fondo de este patrón es absolutamente necesario porque presenta una mayor solidez que otros. Por ejemplo, “Jesús es un enemigo a muerte de los fariseos”. Este patrón está contradicho por otros datos:

a) Jesús come con los fariseos, es invitado por ellos expresamente a participar de su mesa. El que conozca un poco las fratría de los fariseos y su interés por una mesa común en la que Nazaret admitían a nadie digno no llega a caer en la cuenta de cuán importante es este indicio;

b) El que los fariseos se dignen de discutir con él largo y tendido y en multitud de ocasiones muestra que es alguien afín a ellos, pues de lo contrario ni se dignarían entablar una discusión con él, ni los Evangelios nos los mostrarían reunidos para oír su predicaciones;

c) Los fariseos intentan salvar la vida de Jesús: le avisan de que huya porque Herodes Antipas quieren matarlo; en el relato estricto de la pasión ni aparecen los fariseos como acusadores de Jesús: los enemigos de este en aquellos momentos son los saduceos, los escribas y los ancianos el pueblo.

d) Un último dato: los evangelistas exageran claramente la enemistad entre Jesús y los fariseos: hay unos 25 pasajes entre los cuatro evangelios en los que alguno de ellos presenta a un adversario o enemigo dialéctico de Jesús de una forma general, o innominada (“uno le dijo”; “alguien le preguntó” y fórmulas parecidas. Y en esos casos siempre hay un evangelista o dos que rellenan el hueco (es decir, la indeterminación) señalando que el adversario era un “fariseo” o un “escriba”. Es tan llamativo este hecho en la tradición sinóptica que se ha formulado la siguiente regla: “Siempre que la tradición oral presentaba a un enemigo de Jesús de una clase indeterminada, alguno delos evangelistas aprovechaba para especificar que ese tal enemigo innominado era un fariseo (la mayoría de las veces) o un escriba de la Ley. Por tanto, los Evangelistas están presentando a los fariseos forzadamente como enemigos a muerte de Jesús, cosa que no era verdad.

Otro patrón de recurrencia sería: “Jesús es un personaje único; ni siquiera Juan Bautista se le parecía; Juan Bautista era el precursor de Jesús”. Pues bien aquí ha presentado Fernando Bermejo una larguísima serie de paralelos (en torno a 29) entre Juan Bautista y Jesús, que apuntan a dos hechos casi incontrovertibles: a) Jesús no es un únicum, sino que tiene muchísimos parecidos con el Bautista; b) lo más probable es que la relación verdadera entre los dos personajes fuera Juan Bautista era el maestro y Jesús el discípulo; Juan Bautista se consideraba precursor de la acción directa de Dios y ni siquiera sabía si Jesús era el profeta/agente mesiánico al que se esperaba o era otro el que había de venir (Lc ,18-23/ Mt 11,2-6)

Sin embargo, no encuentro que sea posible hacer lo mismo contra el patrón de recurrencia “Jesús sedicioso contra el Imperio Romano”. Por tanto, propondría que si no se toma en serio este patrón y se le discute punto por punto, si se cree que se debe a un apriorismo craso de ciertos investigadores, se está cometiendo un error grave de método y se está uno autoexcluyendo del tránsito por una vía que aclara mucho la personalidad compleja de Jesús.

Saludos cordiales de Antonio Piñero
Universidad Complutense de Madrid
www.ciudadanojesus.com


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por acs 01.04.17 | 10:48

    O sea, que ese batiburrillo citado por el nick manuel, nos confirma que ser judío no es un impedimento para que Jesús fuera pacífico. Perfecto. Eso es lo que decimos, que selecciona de su cultura todo lo que va en la dirección de lo que él considera que son los valores del reino, manifestando sus propios criterios frente a todo lo que contradiga en su sociedad o en el AT esos valores, provenga de la "autoridad" de Moisés o de la "autoridad" de los escribas, sacerdotes etc. Por eso sus seguidores lo consideran el único Maestro.
    Sus enemigos en cambio lo consideran molesto y prefieren eliminarlo.
    Y así seguimos.

  • Comentario por Manuel 30.03.17 | 08:44

    Fernando P: aparecían entre paréntesis las fuentes documentarias de las citas referidas. Son textos judíos del Talmud y de la literatura rabínica. Aparecen todos ellos en la obra de Arthur Drews "El mito de Jesús":
    Kldushin 4, Hataj 14 Comp. Sal 136: 25 y 147: 9, Testamento de los Doce Patriarcas -Apocr. y Pseudep. d. Antiguo Testar, 464, Testamento de Isacar, Apocr. y Pseudep. d. Antiguo Testar 480, Testamento de ZABULON, Ibid., 482, Testamento de Benjamín, Ibid., 503 y 504, Menajot, 18, Derej Erez suthac, 9, 113 Pesajim
    Berachoth, 76, 10 a, Sanedrín, fol. 48, Baba Mezia, 93

  • Comentario por FERNANDOP 30.03.17 | 00:38

    Gracias por sus aportaciones Manuel. Vamos encontrando las raices o el germen de ese magnifico y frondoso árbol que son las enseñanzas de Jesucristo. Vaya, parece que no todos los judios se dedicaban a la lucha armada. Bien es cierto que arma usted un batiburrillo informe y que sería deseable que aclarara los distintos orígenes de los textos que cita, haría bien a su pregonado cientifismo. Y empezaríamos a tratar los temas que interesaron a Jesús, que es por donde deberíamos empezar, antes de fantasear con entelequias.

  • Comentario por Elias 29.03.17 | 14:54

    Pero eso es lo importante PARA GALETEL (no pa ra Dios ni para el resto) que no explica nada salvo desde la fe (pero esto no son explicaciones): A Santiago lo convencio Dios.A los evangelistas los inspiro el Espiritu Santo (en femenino)a pesar de su simpleza..Maria pudo habrr tenido un concepcion Virginal .. porque una tradicion(no explica de donde) indica que se lo habria confesado a sus amigas intimas...

  • Comentario por galetel 29.03.17 | 13:49

    Claro, Manuel. Es que hallo lo más plausible según los DATOS que tenemos (para qué se los voy a repetir, ya los sabe Vd., aunque no sepa Vd. explicarlos bien).

  • Comentario por Manuel 29.03.17 | 12:44

    Bueno, pues ya sabemos no ya que Dios existe, sino lo que piensa y lo que considera más importante, gracias a galetel.

  • Comentario por galetel 28.03.17 | 23:22

    Pero lo importante PARA DIOS, fue lo realmente más importante para todos los seres humanos de todos los tiempos: la justificación de todos los que lo pidieran con/en Jesucristo, en cualquier futuro desde cualquier pasado, SIN imputar las transgresiones. La justicia justificante final en vez de la justiciera. Con nuestra modesta colaboración actual.

  • Comentario por galetel 28.03.17 | 23:04

    Eso tan importante para nosotros NO fue lo importante para los sumos sacerdotes ni para los romanos. Lo fueron las increpaciones proféticas en nombre de Yahvé y su pretensión de ser el Mesías daniélico. Traducido por los sumos sacerdotes a Pilato: "auto-arrogarse el ser rey de los judíos".

  • Comentario por acs 28.03.17 | 21:55

    Muy de acuerdo con FernandoP: Lo IMPORTANTE es lo que aporta, lo que representa de novedoso para la humanidad o para su tiempo. Y es absurdo que se pase de puntillas sobre todo lo que dijo y sobre su impresionante legado.
    Una de las cuestiones que más llama la atención sobre Jesús es el criterio propio con que selecciona todos los elementos que recibe de su cultura atreviéndose a relativizar la ley de Moisés en favor del sentido verdadero de la voluntad de Dios y mostrando el verdadero espíritu de la Ley que es el amor. Así como el sentido común con que aplica su intuición psicológica a las relaciones humanas. En el judaísmo tuvo la peculiaridad de mostrar el rostro misericordioso de Dios y en insistir en que el amor al prójimo era la forma de manifestar el amor a Dios. Son pensamientos recurrentes a través de los evangelios. Así como la idea de que el Reino de Dios estaba ya entre ellos en germen que tenía que desarrollarse hasta llegar a la plenitud.

  • Comentario por acs 28.03.17 | 19:44

    Parece que el nick acaba de descubrir que Jesús hablaba a quienes le escuchaban diciendo cosas normales al alcance de la comprension de cualquier ser humano. Curiosamente mi madre decía lo de no acostarse enfadados y no creo que hubiera leído a ese personaje que cita el nick -eso en los evangelios no viene. ¿a ver si va a tener razon el cristianismo en creer que en toda conciencia humana está la voz de Dios, si se escucha. Después está la proyección rigorista del nick malinterpretando ideas que expresan todo lo contrario.
    No sé si anadir una cita de Lao Tse y otra de Gandhi o si simplemente toca decirle: ¿Y?

  • Comentario por Manuel 28.03.17 | 17:07

    “Ví a un necesitado desnudo en invierno, y por piedad aparté un vestido de mi casa y lo di al desgraciado. También vosotros, hijos míos, tened piedad de todos sin distinción, y dad a cada uno de buen corazón lo que Dios os ha dado. (...) Porque Él tiene piedad de los hombres, en la medida que ellos tienen piedad de su prójimo. Hijos míos, amaos los unos a los otros y no penséis cada uno en la maldad de vuestro hermano” (Testamento de Zabulón, Ibid., 482).
    “El hombre valiente tiene piedad de todos, aunque sean pecadores, aunque le quieran mal. De este modo quien hace el bien vence a los malos, estando protegido por el bien que les hace. Pero él ama a los justos como a su alma; (...) tiene piedad de los pobres y es compasivo con las enfermedades de los débiles; pone a Dios por encima de todo; protege a quien teme a Dios y ayuda a quien ama a Dios; (...) y ama de todo corazón...” (...). “El piadoso tiene piedad de los blasfemos y se calla...” (Testamento de Benjamín, Ibid., 503 y 5...

  • Comentario por Manuel 28.03.17 | 17:04

    “¿Has visto jamás a un pájaro o a un animal del bosque que deba preocuparse de su comida, asegurándosela por medio del trabajo? Dios les da la co¬mida sin que la ganen con sus esfuerzos. (...) ¿Le ha de convenir, pues, preocuparse por las necesidades materiales?” (Kldushin 4, Hatach 14).
    “¿Viste jamás a un león alquilarse como mozo de carga, a un ciervo recoger las mieses del verano o a un lobo vender aceite? Y, a pesar de todo, estas creaturas se perpetúan, aunque ignoran toda preocupación por la comida. Pero yo, que soy creado para servir a mi creador, ¿debo estar más preocupado por mi subsistencia?” (Comp. Sal 136: 25 y 147: 9.)
    “Amé al Señor con toda mi fuerza, y amé a to¬dos los hombres como a mis hijos; haced como yo, hijos míos, y el espíritu de Belial huirá de vosotros, y ninguna mala acción se apoderará de vuestros corazones, y doma¬réis las bestias feroces, teniendo junto a vosotros al Dios del Cielo, que acompaña a los hombres de corazón simple” (Testamento de Is...

  • Comentario por Manuel 28.03.17 | 17:03

    A mí me parece perfecto que se diga que Jesús fue un fariseo especial y hasta tolerante (a pesar de algunos dichos que se han seleccionado para afirmar que Jesús fue más rigorista que muchos otros fariseos), siempre qur consideremos que también existió Hillel y estos otros dichos de otros fariseos:
    “Es mejor ser insultado por los otros que insultar uno” (Baba mezia, 93) y “Colócate entre los perseguidos y no entre los perseguidores” (Sanhedrin, fol. 48).
    “No debes odiar, ni siquiera en tu corazón” (Menachot, 18).
    “Ama a quien te castiga” (Derech Erez suthac, 9).
    “¿Cómo es posible que quien teme a Dios pueda odiar a un hombre y considerarlo como enemigo?” (Pessachim 113).
    Un rabino, se dice, perdona, antes de acostarse, a to-dos los que le habían ofendido durante el día (Berachot, 76, 10 a).
    “Y vosotros ahora, queridos hijos, amad cada uno a vuestro hermano, con corazón bueno, alejad de vosotros el espíritu de la envidia” (Testamento de los doce pa...

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 28.03.17 | 04:33

    .....Acaso la "suavización" y/o exculpación de Pilato tuviera que ver con el enfatizar,el poner especialmente de relieve,este profundo y enorme escándalo de la intervención del Templo en la muerte de Jesús y,en particular, de la imputación de blasfemia (escándolo que no representaría,en cambio,la condena por parte de Roma en cuanto que sedicioso).Reconozco que puede tratarse de un tipo de explicación digamos débil y más bien rebuscada,no obstante quizá tampoco resultaría del todo desechable, en todo caso no más débil y rebuscada que varias de las argumentadas en estas postales.

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 28.03.17 | 04:09

    ....el personaje de Pilato, cargando toda la responsabilidad sobre la autoridad religiosa judía.

    Incluso ésto merece un punto de reflexión.La condena por parte de Roma del sedicioso Jesús habría resultado traumática para sus seguidores,por supuesto,pero con todo entraba,por decirlo así,dentro de la lógica de las cosas y al fin y al cabo se "arreglaba" con su resurrección y la inminente venida,ahora ya invencible, al frente de legiones de ángeles para dar a Roma su merecido.Traumático también, aunque de manera mucho más profunda y mucho menos asumible, habría de resultar el que la condena viniera instigada nada menos que por el Templo,y nada menos que tras la imputación de blasfemia.

    He insistido con frecuencia en que a ningún pasaje evangélico corresponde como a éste,ni de lejos, la aplicación del llamado criterio de dificultad como para considerarlo inventado, es de todo punto inconcebible que unos judíos se inventen algo así a la hora de "vender" a su Mesías...

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 28.03.17 | 03:40

    ....del Jesús sedicioso, cual incoherente resulta el que habiéndose "colado" tantas alusiones a este "sedicionismo" ni en los Evangelios ni en todo el NT se encuentre ni una cita o alusión tan pertinente a efectos sediciosos del tipo de "los incircuncisos que profanan la sagrada tierra de Israel" o algo similar.

    Respecto a los relatos de la Pasión "donde se encuentran reunidos el mayor número de inconsistencias e improbabilidades de todo el Evangelio en su conjunto".Bien,una afirmación semejante se acerca mucho al calificativo de,literalmente,cuento chino que Bermejo les aplicó tiempo ha.¿De veras,de veras,se dan en ellos tantas inconsistencias e improbabilidades?.

    Cabe sospechar si las inconsistencias no lo serán sencillamente por su incompatibilidad,por su incomodidad,para hacerlos encajar con una imagen prefabricada de Jesús,el Jesús que Piñero,Bermejo y otros necesitan confeccionar a medida y conveniencia.Se presenta,sí,notoriamente "suavizado" el personaj...

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 28.03.17 | 03:11

    Puestos a patrones de recurrencia,uno que determina de principio a fin los relatos evangélicos, bien explícito y sin necesidad de buscar hasta debajo de las piedras,en en labor detectivesca a lo Sherlock Holmes para rastrearlo,el del carácter polémico del decir y obrar de Jesús en relación a otros grupos o personas judíos,judíos piadosos, acerca del qué y el cómo del cumplimiento de la voluntad divina.

    Si algo aparece rotundamente claro en los textos evangélicos es la presentación de Jesús en tanto que inmerso en un ámbito referencial por entero intrajudío,lo cual resulta coherente con el papel decisivo que en los relatos de la Pasión se otorga a la autoridad religiosa judía en su condena,al igual que resulta coherente con algo que podemos considerar verídico históricamente,lapersecución de los seguidores de Jesús tras su muerte por parte del Templo,siendo que todo parece indicar el que no hubo persecución por parte romana,algo incoherente con la tesis del...

  • Comentario por J.P. 27.03.17 | 21:57

    D.Antonio: dejando aparte la recurrencia de que las autoridades judías le buscaban las cosquillas a Jesús, tenemos el gran patrón que ha permitido a historiadores de toda laya concluir que Jesús fue un profeta apocalíptico.

    Me sorprende que pregunte por otros patrones de recurrencia, de verdad.

  • Comentario por Celestión 27.03.17 | 19:39

    El patrón recurrente por excelencia es el Padre Celestial y su Reino de los Cielos.
    Aquí confluyen los dos patrones (el de Piñero-Bermejo y el del Padre) y el resultado del enfrentamiento es esclarecedor:
    Texto del Evangelio (Mt 5, 38-48): En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «Habéis oído que se dijo: ‘Ojo por ojo y diente por diente’. Pues yo os digo: no resistáis al mal; antes bien, al que te abofetee en la mejilla derecha ofrécele también la otra: al que quiera pleitear contigo para quitarte la túnica déjale también el manto; y al que te obligue a andar una milla vete con él dos. A quien te pida da, y al que desee que le prestes algo no le vuelvas la espalda.

    »Habéis oído que se dijo: ‘Amarás a tu prójimo y odiarás a tu enemigo’. Pues yo os digo: Amad a vuestros enemigos y rogad por los que os persigan, para que seáis hijos de vuestro Padre celestial, que hace salir su sol sobre malos y buenos, y llover sobre justos e injustos. Porque si amáis a lo...

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 27.03.17 | 19:24

    ....necesariamente forzadas y a las que a poco espíritu crítico que se ejercite se les nota demasiado su carácter "ad hoc" para "normalizar" y encasillar el hecho Cristo dentro de los parámetros que una cosmovisión que para simplificar denomino racionalista-positivista exige ...y dogmáticamente impone.

    Sería de desear,en pro de una auténtica racionalidad,que dicha cosmovisión racionalista positivista,devenida pura ideología,fuera capaz de reconocer sus propias limitaciones y las dificultades y,sobre todo contradicciones,con que se enfrenta a la hora de abordar de manera intelectualmente honesta y rigurosa el hecho Cristo, desafortunadamente quizá sea mucho esperar y pedir.

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 27.03.17 | 19:07

    ......de la identidad individual de Jesús,los textos lo presentan unitaria e inequívocamente,más allá de divergencias y diversidad de acentos concretos( no tan incongruentes o incompatibles entre así como a veces interesadamente se pretende dejar constancia),como Señor,como Hijo,preexistente en Dios y como,tras su asunciópn de la condición humana,exaltado asimismo encuanto humano a la diestra del Padre trassu muerte en cruz y su Resurreción,ambas muerte y resurreción indisociablemente ligadas.

    En su vivir terrenal como en estas su muerte y resurrección Jesús el Ungido,el Cristo,se significaría comoél mismo pero a la par se significaría como presncia y acción de Dios,como signo,valga la redundancia,de Él.Conforme a estas premisas está redactado el NT,y por supuesto,los Evangelios.Ignorarlas o dejarlas de lado lleva inevitablemente a una discordancia,o disonancia,hermeneútica,que comporta el recurrir a tesis o hipótesis igualmente disonantes, necesariamente....

  • Comentario por FERNANDOP 27.03.17 | 18:58

    Estoy plenamente de acuerdo con Sofía

    Admitamos pulpo como animal de compañía...pero sigue siendo inadmisible e incomprensible la tarea de zapa, aplanamiento y desprecio hacia lo mas importante. Porque en un personaje lo importante no es, que se nos muestre que comía y hace sus necesidades fisiológicas como todos. Tampoco es importante que tenga cosas comunes a la mentalidad de su tiempo. Lo IMPORTANTE es lo que aporta, lo que representa de novedoso para la humanidad o para su tiempo. Y es absurdo que se pase de puntillas sobre todo lo que dijo y sobre su impresionante legado

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 27.03.17 | 18:46

    .....Puede así resonar perfectamente en nosotros una tragedia griega escrita hace veinticinco siglos o una obra de Shakespeare escrita en momentos históricos diversos a los nuestros. Conllevan una significación que,sin estar desligada de su momento histórico,no queda limitada a él,lo transciende.

    Resulta cuando menos curioso,por no utilizar otra expresión,el modo cómo Piñero,Bermejo y otros historiadores de su onda abordan lo que denomino el hecho Cristo,que desde luego atañe a Jesús como ser humano individual pero que no se limita a esta individualidad.Se pretende centrarse en esta individualidad, de manera utanto,o un mucho,reduccionista e incluso diría que elemental y hasta pueril,obviando algo tan fundamental para el análisis de esta figura como el que los textos únicos que tenemos de referncia,el NT,"juegan a otro juego,no están planteados en perspectiva de una mera biografía como ,por ejemplo,la de Apolonio de Tiana.

    Sin menoscabo de la identidad individ...

  • Comentario por Luis Enrique Antolín 27.03.17 | 18:15

    No cuestionaré en absoluto la búsqueda y definiciópn del Jesús histórico,por supuesto un judío que vive en y reponde a las condiciones del siglo I de nuestra época en el concreto teritorio de la Palestina de su momento, entraríamos en contradicción los cristianos con un concepto tan básico y esencial como el de la Encarnación si desencarnaramos a Jesús de las circunstancias concretas del momento en que su vivir se desarrolla,algo de lo que ningún humano de cualquier época puede desligarse.

    Desligarse no,pero tampoco estar absolutamente condicionado y definido por ellas, ni entonces ni ahora tiene cabida la pretensión reduccionista de dar razón de l humano en general y de cada ser humano en particular en función exclusivamente de sus circunstancias epocales; lo humano presenta afortunadamente una mayor apertura y riqueza de significación que sin desligarse de su concreto momento histórico,no cabe circunscribirlo sin más ni más a él exclusivamente.Puede así....

  • Comentario por acs 27.03.17 | 15:58

    El profesor Piñero parte de la idea absurda de que Jesús tiene que ser vestido con un traje fabricado con patrón recurrente.
    Dice que su patrón es mejor que el de enemigo acérrimo de los fariseos -suponiendo q así fuera: ¿y?
    Lo que no se comprende es que quiera reducir a una persona a una caricatura reduccionista y plana. Lo que no haría nadie sensato al estudiar a ningún personaje se lo quiere aplicar a Jesús. Incomprensible que a eso le llame buscar la verdad histórica.
    Claro que no era enemigo acérrimo de los fariseos y claro clarísimo que no era ningún obseso por el antirromanismo celota.
    Lo que significaba para él el reino está clarísimo en esas enseñanzas de las q vds prescinden sin ninguna razón que lo justifique.

  • Comentario por David Mo 27.03.17 | 15:53

    Cuando se sabe tan poco de un grupo como los fariseos es imprudente hacer conjeturas sobre su homogeneidad. "Los sofistas" han sido un campo de batalla entre platónicos y anti-platónicos durante mucho tiempo. Hasta que se cayó en la cuenta de que el movimiento sofista era radicalmente heterogéneo. Lo que sí que es cierto es que los evangelistas sí tratan a los fariseos como un grupo homogéneo, aunque algunos apuntes contradicen esta versión dominante, como dice Piñero, y que los consideran "raza de víboras". Puede ser que esto fuera un reflejo de polémicas posteriores entre cristianos y judíos y no tuviera nada que ver con la situación original. A pesar de lo que dice el coro angélico de este foro, los evangelios no son más que escritos doctrinales solapadamente polémicos que no manifiestan ningún amor a los enemigos más que de boquilla.

  • Comentario por acs 27.03.17 | 15:49

    No se corten, prescindan vds de todo lo que dicen los datos de los evangelios si no les viene bien a sus propósitos de encajarlos en el molde previo.
    Que Jesús estuviera más cerca de los fariseos que de otros grupos no implica que fuera un fariseo típico. En las memorias de sus seguidores hay fariseos que no son como la mayoría a los que alaba Jesús.
    Jesús es él, no es un modelo típico de fariseo, pero menos aún de celota.
    En cuanto a lo dicho más abajo, tiene razón galeletel en, por esta vez, tener en cuenta lo que dicen los evangelios sobre las enseñanzas de Jesús de palabra y obra.
    El nick manuel es normal que no tenga en cuenta para nada ninguno de los datos, pues nunca le vienen bien.

  • Comentario por procestoc 27.03.17 | 13:37

    Como bien dices, Manuel, los fariseos son el grupo judío con el que Jesús guardaba más similitud, aunque obviamente también existen diferencias con lo que conocemos de ellos.
    Incluso, haciendo uso de una visión más realista de las cosas, podemos estar seguros de que existían importantes diferencias ente lo que sostenían muchos fariseos y lo que les definía como grupo.

    Un saludo.

  • Comentario por galetel 27.03.17 | 12:53

    Los fariseos, en su mayoría al menos, se "separaban" de los "impuros"; pero Jesús se sentaba a la mesa con ellos, y los tocaba y los curaba y los perdonaba. Véanse las parábolas y pasajes correspondientes en los Evangelios.

  • Comentario por Manuel 27.03.17 | 12:35

    Exactamente igual que varios de los demás fariseos. No eran tan diferente. Esa era la idea

  • Comentario por galetel 27.03.17 | 12:11

    La manera que tenían los profetas de "amar a sus enemigos", era reprochándoles enérgicamente sus maldades y abominaciones en nombre de la Ley; esto no era incompatible en absoluto con las amabilidades de otro tipo.
    Jesús era un profeta; al menos así se sentía él.

  • Comentario por Manuel 27.03.17 | 11:45

    Se distinguen dos tipos de enemigos para los que difiere el discurso: los privados y los públicos. Ver, por ej.: http://www.tendencias21.net/crist/Jesus-de-Nazaret-y-el-amor-a-los-enemigos-Precisiones-de-R-Armengol-IX-633_a2045.html

    Las diatribas de Jesús contra los aldeanos no seguidores y sus oponentes en general (las frases condenatorias son "mayoes"). Como dice el profesor, "observo que no aparece en los evangelios un Jesús que ayude o haga el bien a sus enemigos, por ejemplo, a herodianos y a saduceos. Sí alaba en ocasiones a algunos fariseos/escribas/doctores de la Ley cuando cree que profieren o mantienen una sentencia recta (por ejemplo, Mc 12,34 a propósito de un escriba “Y Jesús, viendo que le había contestado con sensatez, le dijo: «No estás lejos del Reino de Dios»”)… Pero en la mayoría de las ocasiones se muestra con todo ellos nada amable, sino a veces muy hiriente y ofensivo."

  • Comentario por galetel 27.03.17 | 10:34

    aunque sean nuestros enemigos?

    Me parece que por ahí van los tiros.

  • Comentario por galetel 27.03.17 | 10:33

    justicieros. Podrían haber sido también celotas o esenios o simplemente personas “de sentido común” que se oponían al utopismo de Jesús.

    Pero en época de los evangelistas, estaban más claramente representados por los fariseos y los escribas y los baptistas, que se enfrentaban a los cristianos en las sinagogas, por otros motivos también, aunque principalmente por este de la justicia justiciera versus la justificante. Y eso ocurre hasta ahora en nuestros días, cuando entre cristianos incluso, hay controversia sobre este difícil tema.

    ¿Quién es justo y quiénes injustos? ¿Ama Dios también a los ingratos y a los perversos? ¿Perdona Dios a todos los pecadores? ¿Hay un tipo de mal que condiciona tanto al mal moral que lo disculpa a los ojos de Dios? ¿Quiere Dios reconciliar a todo el mundo con Él, SIN excepción, y esto SIN imputar las transgresiones? ¿Se debe amar –en el sentido efectivo, no afectivo- a los “malos” porque también son nuestros prójimos aunque sean n...

  • Comentario por galetel 27.03.17 | 10:32

    Los fariseos y los escribas, y Juan Bautista, compartían con Jesús el interés por restaurar la Torá y la Alianza. Pero a lo largo de los Evangelios hay un constante contraste entre ellos y Jesús, que puede expresarse como oposición o como superación. El criterio de Jesús, dicho de una manera palmaria, es que la justicia de Dios es justificante, no justiciera.

    La salvación que “trae” Jesús es para los pecadores más que para los cumplidores. Por lo tanto, aunque los fariseos y escribas buscan la perfección de la Ley, se equivocan al separarse de los que desprecian por injustos. Y aunque Juan Bautista busca, como Jesús, la renovación de la Alianza en vista de lo esencial de la Torá, se equivoca en anunciar castigos justicieros para con los malvados.

    Los justicieros no eran solo los fariseos y los escribas, y Juan Bautista. Siempre que hay controversias, narradas en los Evangelios, hay algunos personajes indeterminados que desempeñan este papel de justicieros. P...

Lunes, 19 de noviembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Noviembre 2018
LMXJVSD
<<  <   >  >>
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930