El blog de Antonio Piñero

“Las tendencias evolutivas de la tradición sinóptica”. ¿Son válidos hoy día los criterios de autenticidad para investigar los hechos y dichos de Jesús? (Conclusiones: y VI)

08.12.16 | 07:07. Archivado en Jesús histórico,

Escribe Antonio Piñero

9. El noveno y último criterio que vamos a tratar en esta miniserie es el “de las tendencias evolutivas de la tradición sinóptica”

Sabemos –parece evidente– que detrás de los Evangelios sinópticos existía una tradición oral de hechos y dichos de Jesús y que de la fase oral se pasó a los escritos que la recogían. Y los escritos evidencian aun sin pretenderlo las tendencias teológicas de quienes los recogían, como ha puesto de manifiesto el método de la “Historia de la Redacción” en el ámbito de los evangelios. Mateo escribe su obra bebiendo de Marcos y de la Fuente Q, pero luego añade pasajes exclusivos y originales –o bien comentarios y enmarques–que delatan una tendencia, una actitud que impregna de alguna manera toda su obra. Otro tanto podemos afirmar de Lucas. Marcos por su parte toma la tradición y da su propia versión de ella enmarcándola igualmente, disponiéndola según intención personal y añadiendo breves comentarios.


A partir de estos hechos, que parecen incontrovertibles, lo que este noveno criterio propone es seguir la pista a las tendencias de los Sinópticos para poder liberar los datos originales del toque tendencioso de los redactores. Es un trabajo fascinante, aunque laborioso y a veces sujeto a interpretaciones subjetivas. El halo particular que define a los Sinópticos y los distingue de sus paralelos puede ser la piedra de toque para llevar a buen puerto esta labor. Rudolf Bultmann y otros críticos creyeron en la posibilidad de descubrir esas leyes que marcaban la evolución en las tendencias de los evangelistas sinópticos. Por ejemplo, hemos visto en alguna de las “postales” aquí publicadas cómo Bultmann fijó la ley de que la tradición escrita suele aumentar malévolamente la participación de los fariseos –a los que se dibuja con mala o pésima luz- en las discusiones sobre la Ley que Jesús mantuvo.

Pero la mayoría de los críticos suele objetar que no es fácil descubrir y seguir el rastro de esas leyes, o que tales “leyes” son al menos dudosas. A pesar de todo, dentro del espectro de ciertos detalles –ampliaciones, resúmenes, nombres e insistencia en circunstancias, marco geográfico o temporal, etc.– se puede percibir una tendencia generalizada que marca el perfil literario y teológico de los autores sinópticos. Por consiguiente, el uso de este criterio puede ser un buen método para llegar a datos verosímilmente históricos que luego serán confirmados por otras vías.

Conclusión general

El Prof. G. del Cerro concluye su tratamiento valorativo de los “criterios” de autenticidad en la obra mencionada (¿”Existió Jesús realmente? El Jesús de la historia a debate”, Madrid, Editorial Raíces, 2008) con las siguientes palabras, que parafraseo levemente:

“Después de repasar los criterios de historicidad generalmente enunciados por diversos autores y su valoración, se impone la obligación de notar algunas apreciaciones generales a manera de conclusión. Ante todo, expresar el convencimiento de que la reflexión sobre los criterios de historicidad ha iluminado de forma sensible el tema del Jesús histórico. Se ha hablado incluso de un «criterio de consenso», no sólo en el sentido de que haya aumentado el consenso acerca de la historicidad de ciertos hechos y dichos de Jesús, sino también en la profundidad de su estudio y en el avance en el conocimiento de los hechos reales que están en la base de la tradición. Es un hecho que con estos estudios se ha logrado recuperar una parte interesante del Jesús de la historia.

Por lo que a los criterios concretos se refiere, estimo que ninguno tiene un valor apodíctico por sí solo. Su fuerza se potencia y multiplica cuando se combinan varios a la vez. El de “disimilitud” o “desemejanza”, tiene un gran peso específico en tanto en cuanto es capaz de trazar la originalidad del personaje Jesús. Pero necesita el apoyo del criterio de coherencia, ya que la originalidad no puede ser tanta que lo convierta en un extraño, desgajado de su ambiente natural.

Todos los criterios colaboran, en mayor o menor medida, al conocimiento del Jesús histórico. Todos hacen positivas aportaciones a la rentabilidad del esfuerzo del investigador. Tengo la sensación de que todos los representantes de las distintas tendencias actúan con honradez, con el deseo básico de buscar una verdad que interesa a todos. Los apriorismos, de uno u otro signo, son siempre peligrosos en la investigación histórica”.

Saludos cordiales de Antonio Piñero
Universidad Complutense de Madrid
www.antoniopinero.com


Opine sobre la noticia con Facebook
Opine sobre la noticia
Normas de etiqueta en los comentarios
Desde PERIODISTA DIGITAL les animamos a cumplir las siguientes normas de comportamiento en sus comentarios:
  • Evite los insultos, palabras soeces, alusiones sexuales, vulgaridades o groseras simplificaciones
  • No sea gratuitamente ofensivo y menos aún injurioso.
  • Los comentarios deben ser pertinentes. Respete el tema planteado en el artículo o aquellos otros que surjan de forma natural en el curso del debate.
  • En Internet es habitual utilizar apodos o 'nicks' en lugar del propio nombre, pero usurpar el de otro lector es una práctica inaceptable.
  • No escriba en MAYÚSCULAS. En el lenguaje de Internet se interpretan como gritos y dificultan la lectura.
Cualquier comentario que no se atenga a estas normas podrá ser borrado y cualquier comentarista que las rompa habitualmente podrá ver cortado su acceso a los comentarios de PERIODISTA DIGITAL.

caracteres
Comentarios
  • Comentario por J.P. 09.12.16 | 09:09


    David Mo: creo que le contesta D.Antonio en el post siguiente.

  • Comentario por David Mo 09.12.16 | 08:58

    JP: Diez indicios confusos más cinco testimonios interesados no hacen más que una gran confusión. El problema no es la acumulación de indicios sino la acumulación de interpretaciones ambiguas. Un indicio es algo que, de acuerdo con criterios precisos, podría ser o no ser. Un criterio inconcluyente es el que se puede utilizar de una manera o de otra, según conveniencia o deriva inconsciente.

  • Comentario por Rawandi 08.12.16 | 17:21

    David Mo, el Jesús auténtico o histórico (a saber: el iluso apocalíptico ajusticiado por sedición y posteriormente divinizado por algunos de sus seguidores) es incompatible con el Jesucristo celeste, lo cual significa que reconocer su existencia no facilita la vida de los exégetas creyentes, los cuales se ven condenados a vivir inmersos en una grotesca disonancia cognitiva.

  • Comentario por FERNANDOP 08.12.16 | 14:59

    En los evangelios hay una teología de fondo y un concepto de Dios que apunta al cristianismo jerusalenolimitano. Lo mas normal es que venga del mismo Jesús. Si David tiene algún otro autor posible debería indicarlo

  • Comentario por J.P. 08.12.16 | 14:01


    De nada, a mandar.

  • Comentario por Ignacio 08.12.16 | 12:49

    agradecido

  • Comentario por J.P. 08.12.16 | 12:44


    Ignacio: supongo que las preguntas se las hacen llegar a través de su página de facebook, pero no se lo puedo asegurar.

    Y, de todas maneras, tendrá que armarse de paciencia. D.Antonio ya ha advertido de que está muy ocupado con la Biblia de san Millán y que, por lo tanto, las preguntas se acumulan y las responderá con retraso.

  • Comentario por Ignacio 08.12.16 | 12:26

    Alguien me puede indicar donde exponer una consulta de las de "Preguntas y respuestas /compartir", por si ha bién responder el sr Piñero u otros técnicos??

  • Comentario por J.P. 08.12.16 | 10:39

    David Mo: sería el caso de acumulación de pruebas circunstanciales, supongo. No hay que perder de vista que el método históricos crítico no es sino una sistematización de lo que todos nos preguntamos cuando analizamos cualquier cosa (¿tengo fuentes independientes que corroboren una historia; son fiables; etc.?) Y que,después de todo, también utilizan o han utilizado este método historiadores no creyentes. Ehrman, Bermejo y D.Antonio, p.e. Por esto, no se sostiene la acusación de que es un invento pergeñado por teólogos.

    ---

    Pedí hace algún tiempo que sería muy interesante leer en el blog un análisis de las críticas modernas al método de los criterios, y esperaba que después de la exposición del creo que conocido por casi todos los habitusles del blog trabajo de D.Gonzalo (que espero que esté bien, ya que lleva ausente del blog mucho tiempo). Por ejemplo, que no es más que la historia de las formas "reloaded".

  • Comentario por David Mo 08.12.16 | 08:43

    Aún en el caso de que no se utilizaran los dichosos criterios de una manera subjetiva -que así se hace a mansalva-, lo más que podrían separar es capas o líneas de tradición diferentes. Remitir esas tradiciones al Jesús auténtico es una entelequia sin más justificación que la imperiosa necesidad para la inmensa mayoría de exegetas creyentes de obtener un consenso que justifique sus creencias y que poder airear frente a los escépticos de distinto pelaje. Que, aunque pocos, son molestos.
    Es difícil de justificar el tópico de que tomados por separado no vale ninguno, pero que en su conjunto son una herramienta valiosa. (Holistas metafísicos abstenerse. No es el caso del organismo).

Miércoles, 23 de agosto

BUSCAR

Editado por

Síguenos

Hemeroteca

Agosto 2017
LMXJVSD
<<  <   >  >>
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031