Ángel Moreno, de Buenafuente del Sistal

IV Domingo de Cuaresma

10.03.18 | 21:43. Archivado en Cuaresma

IV DOMINGO DE CUARESMA “B”(2Cro 36, 14-16. 19-23; Efesios 2, 4-10; Jn 3, 14-21)

COMENTARIO
A medida que avanzamos en la travesía cuaresmal, se nos invita con mayor insistencia a reavivar la conciencia de pertenencia al Señor. San Pablo afirma: “Somos, pues, obra suya. Dios nos ha creado en Cristo Jesús, para que nos dediquemos a las buenas obras que él determinó que practicásemos”.

En la primera lectura, el rey Ciro convoca a los israelitas deportados en Babilonia para que se decidan a reconstruir el templo de Jerusalén. “Quien de entre vosotros pertenezca a su pueblo, ¡sea su Dios con él y suba!”

Cuando el creyente se aparta del Señor o le privan de poderlo invocar, al final cabe que sienta el dolor del exilio, del alejamiento obligado o culpable, y surja el lamento del salmista: “Que se me pegue la lengua al paladar si no me acuerdo de ti, si no pongo a Jerusalén en la cumbre de mis alegrías”.

>> Sigue...


Martes, 18 de septiembre

BUSCAR

Editado por

Síguenos