Amistad Europea Universitaria

Desertificación, pobreza y migración

25.09.06 | 19:00. Archivado en Sociogenética, Migraciones

El avance constante del desierto es la causa olvidada de las migraciones africanas.

"Por desertificación o aridización se entiende el proceso por el que un territorio que no posee las condiciones climáticas de los desiertos, principalmente una zona árida, semiárida ó subhúmeda seca, termina adquiriendo las características de éstos. Esto sucede como resultado de la destrucción de su cubierta vegetal, de la erosión del suelo y de la falta de agua.

Según datos del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), el 35 % de la superficie de los continentes puede considerarse como áreas desérticas.

Dentro de estos territorios sobreviven millones de personas en condiciones de persistente sequía y escasez de alimentos. La expansión de estos desiertos se debe a causas humanas. Cuando el proceso es sin intervención humana, se trata de la desertización.

Zonas con desertificación

* Madagascar: es el país más erosionado del mundo. El 93 % del bosque tropical y el 66 % de su selva lluviosa han sido talados.

* África: en países muy poblados y con pocos recursos, como los de la franja subsahariana, se observa un incremento en las zonas desérticas. Naciones que durante siglos habían sostenido sociedades prósperas, se encuentran ahora en el límite de la subsistencia.

* España: es el país de la Unión Europea con máximo índice de desertización." Wikipedia

-oOo-

La causa olvidada de las migraciones africanas es el avance constante del desierto.

LE MONDE | 25.09.06 | 15h27

ENVIADO ESPECIAL al foro internacional de MONTPELLIER:

Hervé Kempf, traducción de Salvador García Bardón.

Una constatación de Jean-François Faye, de la asociación senegalesa Prabioc, es compartida por la mayoría de los expertos de la desertificación: “Hay una relación evidente entre désertificación, pobreza y migración." El tema no dejó de mencionarse durante el foro internacional Désertif' Actions”, Désertification & Société civileque reunió en Montpellier, el 21, 22 y 23 de septiembre, a cerca de doscientos investigadores y representantes de la sociedad civil de los países del Sur.

El avance de los desiertos, dificultando cada vez más las condiciones de vida en las zonas áridas, conduce a las poblaciones jóvenes a emigrar en número creciente.

“Es una nueva problemática para los científicos”, observa Antoine Cornet, investigador en el Instituto de investigación para el desarrollo. El esquema es simple: “Los campesinos no llegan ya a cubrir sus necesidades primarias, y van hacia las ciudades, hacia las costas o hacia los países desarrollados”, resume Jean-François Faye.
Desde hace unos años, el fenómeno parece incluso acelerarse, como, por ejemplo, en el norte del Camerún: “La desertificación se manifiesta por la desaparición de la cobertura vegetal, por el hecho de que se debe sacar el agua cada vez más profundamente, por conflictos violentos alrededor de los puntos de agua", dice Aboukar Mahamat, de la Asociación camerunesa para la educación medioambiental. "Se observan migraciones que nunca se habían visto en esta zona." Si la pobreza es el principal motivo inicial, el deseo de descubrimiento no debe descuidarse: “Quieren también descubrir otros países, los viajes informan", dice Marie Tamoifo Nkom, de la asociación Juventud verde. "No se puede prohibir a los jóvenes soñar."

REFORZAR LA AGRICULTURA

La migración parece afectar a los países europeos sólo marginalmente: la gente se va en primer lugar hacia las metrópolis de su propio país o de los países cercanos, o hacia otras regiones. Por ejemplo, los pescadores en agua dulce del norte del Camerún son atraídos por la región de Douala, sobre la costa, donde esperan encontrar nuevos recursos pesqueros. En Irán (la desertización no afecta solamente a África), la salida de los campesinos se hace principalmente hacia las grandes ciudades, observa Catherine Razavi, de la asociación iraní Cemesta. En Senegal, según Jean-François Faye, la mayoría de los jóvenes van hacia Dakar y solamente algunos hacia Europa.

¿Se puede cuantificar el fenómeno? Una cifra, producida por el Banco Mundial, circula desde hace varios años: 60 millones de personas de las zonas áridas podrían emigrar de aquí a 2020. En realidad, según Antoine Cornet, “hay muy pocos estudios relativos a la influencia de la desertización sobre la migración. La cuestión es crucial, pero es necesario estudiarla más concretamente".

Para prevenir la emigración, sería necesario frenar la desertización, que afecta a cerca de 3,6 mil millones de hectáreas sobre de Tierra, 37% de las cuales se encuentran en África y un 33% en Asia. “La lucha contra la desertización, es dar a la gente los medios de vivir”, resume Aïda Tarhouni, que trabaja en Túnez para la asociación suiza “Intercoopération”.

Según los expertos, la principal actividad económica que debe reforzarse es la agricultura: “El esquema clásico de desarrollo - la industrialización de las ciudades, para absorber el éxodo rural - no funciona ya", según Antoine Cornet. "Es necesario intensificar la agricultura, volverle a dar la prioridad."

La conferencia se concluyó por una llamada que, en este año, declarado Año de la desertización por las Naciones Unidas, conjura a los responsables para que presten mayor atención a este problema olvidado.


Los comentarios para este post están cerrados.

Comentarios

Aún no hay Comentarios para este post...

    Lunes, 20 de noviembre

    BUSCAR

    Editado por

    Síguenos

    Hemeroteca

    Noviembre 2017
    LMXJVSD
    <<  <   >  >>
      12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    27282930